www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

ISIS: un esfuerzo conjunto

jueves 24 de marzo de 2016, 08:38h
El terrorismo ha dado un nuevo zarpazo en el corazón de Europa, donde están situadas varias de las principales instituciones comunitarias. La respuesta desde el ámbito político no puede ser más paradójica. Estamos siendo atacados de forma fiera y contundente, por un lado, y sistemática y coherente, por otro. Quienes nos atacan lo hacen bajo el paraguas de una ideología religiosa, que otorga sentido y justificación a sus acciones criminales. Hablan de guerra y realizan actos de guerra. Y desde Europa no tenemos ni la fibra moral de llamarles enemigos.

El deseo de mantener una buena relación con los vecinos musulmanes, y el que que la numerosa y creciente comunidad musulmana en Europa viva en paz con el resto de ciudadanos nos impide articular una doctrina sobre lo que nos está ocurriendo. Parece que no queramos llamarlo guerra por no enfrentarnos a nuestra realidad, y para tener el extraño consuelo psicológico, ideológico, de limitarnos a constatar los crímenes y llorar las pérdidas humanas.

Pero esta situación no puede durar mucho más tiempo. ¿Para qué si no se creó la OTAN? ¿Cuántos ataques más a alguno de los estados miembros se necesitan para que la alianza actue? La acción exterior se enfrenta al problema, endémico dentro de la Unión Europea y, en cualquier caso, en las relaciones exteriores, de que los intereses de las diversas partes divergen. Es el caso de la guerra de Siria y las posiciones de los Estados Unidos, Europa, y Rusia. Aunque es imposible desligar del todo una cuestión de la otra, lo cierto es que tenemos que hacer un esfuerzo todos por señalar a nuestro enemigo como tal, que lo es también de la civilización, y hacer los esfuerzos necesarios para derrotarlo sin ambages. Este es un objetivo complejo, es cierto, pero que debe unirnos en aras de la seguridad del continente y la estabilidad internacional.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (3)    No(0)

+
0 comentarios