www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

EDITORIAL

Las ramas de Carmena

jueves 14 de julio de 2016, 21:35h

La muerte de un hombre en Madrid por caerle la rama de un árbol encima ha reabierto una vieja polémica. Ya en 2014 sucedió un caso idéntico, siendo Ana Botella alcaldesa -en aquella ocasión fue en el Retiro; ahora en Moratalaz-. PSOE e Izquierda Unida no dudaron en pedir su dimisión, y hasta hicieron una macabra relación causa efecto entre los recortes hechos por el consistorio y la muerte del joven del Retiro. Fueron los socialistas los más beligerantes, lo que contrasta vivamente con el silencio que guardan desde que se produjera el fatal accidente.

El pasado verano, “Ahora Madrid” anunció a bombo y platillo -como siempre- un “ambicioso plan” para controlar todos los árboles de Madrid y evitar que volvieran a producirse “desgracias”. Por lo que parece, un año entero no ha sido bastante. La realidad es que ni entonces Ana Botella fue culpable de que cayera una rama, ni ahora lo es Carmena. Sí, en cambio, cabe achacar a la actual regidora que se ande por las ramas permanentemente -nunca mejor dicho- en lugar de preocuparse por los problemas reales de los madrileños.

El carpetazo a operación Chamartín y la fuga del grupo Wanda son dos claros ejemplos de incompetencia palmaria en materia de creación de empleo y atraer inversores. Por contra, las ocurrencias de la Cabalgata, el nudismo en las piscinas o la creación de comisarios políticos de barrio son tan habituales como bochornosas, y revelan en qué manos se encuentra Madrid. Un Madrid, dicho sea de paso, cada día más sucio. Y lamentablemente, la capital no es la única ciudad que padece los efectos de los “alcaldes del cambio”. Barcelona, Cádiz, Valencia o Zaragoza entre otras sufren también la lacra del populismo, ese que culpa a los demás de asesinato cuando cae una rama ajena, y que culpa a esos mismos cuando es “propia”.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (6)    No(0)

+

0 comentarios