www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

INVESTIGACIÓN

Descubierta la bacteria más grande del mundo, visible a simple vista

Filamento simple de Thiomargarita magnifica.
Ampliar
Filamento simple de Thiomargarita magnifica. (Foto: Jean-Marie Volland)
jueves 23 de junio de 2022, 20:41h

Un equipo de investigadores acaba de localizar la bacteria más grande del mundo, visible a simple vista, algo que choca radicalmente con todo lo que los científicos han estudiado hasta ahora. El descubrimiento ha tenido lugar en las aguas de un manglar del Caribe y se publica en la revista Science.

La bacteria en cuestión, denominada Thiomargarita magnifica, tiene forma de filamento, es unas 5.000 veces más grande que la mayoría de bacterias y puede verse sin necesidad de utilizar el microscopio, algo inaudito para estos seres diminutos. "Sería como si un humano se encontrara con otro tan alto como el Monte Everest”, ejemplifica el codescubridor Jean-Marie Volland, del Instituto Conjunto del Genoma.

El organismo fue hallado creciendo como delgados filamentos blancos en la superficie de las hojas de manglares en descomposición poco profundos en Guadalupe, Antillas Menores. Usando una variedad de técnicas, Volland y sus colegas intentaron caracterizarlo. Aunque las bacterias suelen ser visibles solo con un microscopio compuesto capaz de aumentar de 100 a 1000 veces, esta, que alcanza un centímetro de longitud, es visible sin un microscopio.

Para la mayoría de las bacterias, su ADN flota libremente dentro del citoplasma de sus células. Sin embargo, esta especie de bacteria recién descubierta mantiene su ADN más organizado. “La gran sorpresa del proyecto fue darnos cuenta de que estas copias del genoma que se distribuyen por toda la célula en realidad están contenidas dentro de una estructura que tiene una membrana”, indica Volland. “Y esto es muy inesperado para una bacteria”.

Según los expertos, es posible que esta organización espacial única y el sistema de membranas bioenergéticas, que indican una ganancia de complejidad en el linaje, hayan permitido a T. magnifica superar las limitaciones relacionadas con el tamaño y el volumen típicamente asociadas con las bacterias.

Volland asumió el desafío de visualizar estas células gigantes en tres dimensiones y con un aumento relativamente alto. Utilizando varias técnicas de microscopía, como la tomografía de rayos X duros, por ejemplo, visualizó filamentos enteros de hasta 9,66 mm de largo y confirmó que, de hecho, eran células individuales gigantes en lugar de filamentos multicelulares, como es común en otras bacterias grandes del azufre.

Los investigadores ignoran por qué esta bacteria ha crecido tanto con respecto a sus parientes. Tampoco saben su papel en el ecosistema del manglar donde fue hallada. Para resolver estas y otras cuestiones apuestan por cultivarla en el laboratorio y ver cómo se comporta. "El descubrimiento sugiere que bacterias grandes y más complejas podrían estar escondidas a plena vista", concluyen.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (3)    No(0)

+
0 comentarios