www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

DECLARACIÓN CONJUNTA DE PP Y PSOE CONTRA EL SECESIONISMO DE MAS

sábado 15 de diciembre de 2012, 17:58h
Reproducimos a continuación el artículo que, con este título, publicó Luis María Anson en el diario El Mundo

“Tras su fracaso histórico en las elecciones catalanas, Arturo Mas, en lugar de tener la decencia de dimitir, se dispone a cometer la gran vileza de aliar a su partido de centro derecha con la extrema izquierda de ERC. Mariano Rajoy y sus fontaneros, Arriola, Moragas y Nadal, están a verlas venir, en lugar de multiplicar los esfuerzos para impedir el jaque al Estado de Derecho que se perpetra en Cataluña. ¿Será posible que nadie en su entorno le cante las cuarenta al presidente del Gobierno como ha hecho José María Aznar? La mayoría absoluta no le ha dado a Rajoy fuerza suficiente para desbaratar el acoso que prepara el secesionismo catalán. Es imprescindible que el presidente acuerde con el PSOE una declaración conjunta contra la maniobra soberanista. En eso consistió la Transición, en el pacto de Estado entre el centro derecha y el centro izquierda, más del 80% del voto nacional, para las grandes cuestiones de territorialidad, terrorismo y política internacional. Suárez, Calvo-Sotelo, González y Aznar respetaron escrupulosamente ese pacto. Zapatero cambió de socio constituyente, envió al PP a los desvanes de la Historia y se entendió con los partidos nacionalistas, atizando, bien por inepcia, bien por malignidad, lo que ahora se nos ha venido encima. Rajoy no puede actuar como Zapatero. Prescindir del centro izquierda español, con el órdago que Arturo Mas y ERC van a lanzar sobre la mesa del Estado de Derecho en un par de años, es una tórpida actitud insostenible. El presidente del Gobierno tiene el deber moral de acordar con el PSOE una declaración conjunta que deje clara la posición de ambos partidos mayoritarios sobre la pirueta que intenta el presidente de la Generalidad.
Esa declaración conjunta despejaría además el camino para la otra cuestión de fondo que, desde hace al menos diez años, acosa a la vida política española. El régimen está agotado. Las nuevas generaciones se muestran indiferentes o indignadas ante la situación política. La reforma de la Constitución es imprescindible. Hay que abordarla con decisión para prorrogar durante varias décadas más lo que se logró en 1978: la concordia y la conciliación, la prosperidad y la paz en libertad. Es necesario empezar a negociar ya para aprobar la reforma constitucional antes de que finalice la actual legislatura, haciendo más transitable el cumplimiento del artículo 168 de la Constitución. Ni en Zarzuela ni en Moncloa ni en Ferraz pueden seguir dando largas al asunto. Porque las cosas están claras, por mucho que a algunos les pese: o hacemos desde dentro la reforma constitucional o nos la harán desde fuera la extrema izquierda y las fuerzas antisistema”.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.