www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

terminaron el año con 286.912 trabajadores

El empleo crece el 6,8 % en las cooperativas, que resisten mejor la crisis

lunes 21 de enero de 2013, 19:41h
Las cooperativas han aumentado el empleo un 6,8 % en el cuarto trimestre de 2012, de tal forma que han terminado el año con 286.912 trabajadores, 18.144 más de los que había en el trimestre anterior, según datos del Ministerio de Empleo.
En el cuarto trimestre de 2012, las cooperativas han aumentado el empleo un 6,8%. No obstante, con respecto a 2011, las cooperativas contaban con 3.386 trabajadores menos, lo que supone un descenso anual del 1,2 %. A pesar de ello, Gobierno, patronal y sindicatos están de acuerdo en que el modelo societario de las cooperativas se ha demostrado más resistente a la crisis que las empresas convencionales, tanto en lo que respecta al empleo como a la desaparición de sociedades.

En declaraciones a Efe, el director general del Trabajo Autónomo, Economía Social y Responsabilidad Social de las Empresas, Miguel Ángel García Martín, ha explicado que está "en el propio ADN" de estas sociedades recurrir a fórmulas más flexibles antes que a la extinción del empleo, como demuestra que en este sector el trabajo destruido haya sido 6 puntos inferior desde que se inició la crisis en 2008.

"El emprendimiento colectivo puede ser una fórmula de éxito en tiempo de crisis", ha dicho García Martín, quien cree que "nada hace pensar" que en 2013 cambiará la tendencia para las cooperativas.

Sólo en el cuarto trimestre, el empleo en las cooperativas aumentó en la Comunidad Valenciana (36,3 %), Andalucía (18,3 %), Murcia (10,3 %), Canarias (2,8 %), Cantabria (1,8 %), País Vasco (1,4 %) y Madrid (1,1 %). Si se compara 2012 con el año anterior, el empleo subió en Cantabria (11,8 %), Galicia (2,1 %), Murcia (1,8 %), Comunidad Valenciana (1 %), Madrid (0,4 %) y Extremadura (0,1 %).

Respecto al número de sociedades, a cierre de 2012 había 21.499 cooperativas, un 2,4 % menos que en 2011, después de que sólo crecieran en Galicia (1,4 %), Cantabria (1,3 %), País Vasco (0,7 %) y Cataluña (0,6 %).

El presidente de la Confederación Española de Cooperativas de Trabajo Asociado (COCETA), Juan Antonio Pedreño, cree que las cooperativas no son la solución milagrosa del paro pero considera que en determinados casos pueden constituir una tabla de salvación.

Pedreño ha explicado que frente a una empresa convencional, donde el dueño puede bajar el sueldo de los trabajadores y no perder beneficios, en la cooperativa las ganancias se reparten entre los socios o se reinvierten para consolidar el valor de la sociedad.

Ello no impide que, como cualquier empresa, las cooperativas busquen obtener el máximo beneficio de su actividad, aunque la diferencia estriba en que cuando los socios son partícipes de las ganancias -y las pérdidas- el uso de los beneficios es "otro", ha señalado Pedreño.

El secretario de Economía social y autoempleo de CCOO, Jordi Ribó, ha coincidido con Pedreño en que el cooperativismo puede ser una salida ante la crisis, pero sólo si se trata de un producto que tenga proyección. Como ejemplo, Ribó ha citado el caso de la Quesería Menorquina, que fabrica los quesitos de El Caserío y que han mantenido los trabajadores pese a la "terrible deuda" que dejó José María Ruiz Mateos, porque se trata de un producto que tiene mercado.

El secretario de Acción Sindical de UGT, Toni Ferrer, también cree que este tipo de organizaciones, en cuya propiedad hay una participación directa de los trabajadores, aguantan mejor la crisis porque tienen mayor capacidad de adaptación. "Es la lucha por la supervivencia del empleo", ha subrayado Ferrer, quien se ha mostrado convencido de que con la participación de los trabajadores se pueden buscar fórmulas más flexibles de adaptación, "todo lo contrario" de lo que se ha hecho con la reforma laboral, "que ha impuesto el poder empresarial".

Ha recordado que muchas empresas han cerrado porque los empresarios buscaban beneficios que hoy en día no son viables y ante ese "abandono" los trabajadores han optado por la economía social.

El director general de la Economía Social recuerda también que las cooperativas, asociadas habitualmente al sector agrario, están presentes en todos los sectores como ocurre con la Corporación Mondragon, presente en la industria, las finanzas o el área educativa.