www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

AGUIRRE, GALLARDÓN Y EL VOTO INMIGRANTE

lunes 28 de abril de 2008, 21:27h
En las actuales circunstancias, el PSOE no puede ganar las elecciones en la Comunidad de Madrid, y mucho menos en el Ayuntamiento de la capital, sin el voto de la inmigración. Toda la parafernalia social de la legalización masiva de inmigrantes, irritando a Europa, tenía un objetivo sustancial: el voto.

Mientras Rajoy se sacrificaba por la patria contemplándose el ombligo, el think tank de Moncloa trabajaba con cifras reales sobre lo que pueden significar los inmigrantes. El alza del nivel de vida hizo que España pasara de un país de izquierdas en 1982 a una nación de derechas en el año 2000. La inmigración, a pesar de conjeturas interesadas por analistas del PP, está transformando la situación.

La batalla del voto inmigrante se abrirá en las municipales. Luego se extenderá a las autonómicas. Finalmente se proseguirá con la nacionalización masiva de inmigrantes legalizados para que puedan votar en las generales. Esa nacionalización ya ha comenzado.

Desde hace dos años vengo denunciando la maniobra con escasa penetración en los oídos sordos de Génova. El nuevo ministro Corbacho ha planteado de entrada el proyecto socialista hasta ahora enmascarado y que se anticipó en el verano del año 2006 a través de un editorial de “El País”. Quien cotiza, vota. Ese es el no desdeñable argumento. La maniobra para que España vuelva a ser un país netamente de izquier-das está en marcha. Gallardón, primero, y Aguirre, después, pueden tentarse la ropa. Hay fórmulas para encauzar el voto inmigrante pero hay que ponerse a trabajar en lugar de pasarse el día debatiendo el sexo de los ángeles de Génova.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.