www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

AZNAR, GONZÁLEZ, RAJOY

miércoles 29 de mayo de 2013, 11:56h
El largo encuentro entre Felipe González y Mariano Rajoy me ha parecido una noticia excelente. Existe un clamor entre los analistas más responsables de la realidad española en favor de una reforma a fondo de la Constitución. Las nuevas generaciones se sienten divorciadas de la Carta Magna y es necesario adaptarla a las exigencias de los jóvenes para que se sientan integrados en el sistema.
Entre los nombres que deberían pilotar la estrategia reformista están, en primer lugar, Felipe González y José María Aznar. Así es que Mariano Rajoy ha hecho bien en quebrar su frialdad y conversar durante varias horas con el líder socialista. Deberá hacer lo mismo con José María Aznar, limando aristas y asperezas, y después encargar al Rey que convoque al grupo de personalidades que deben estudiar y proponer la reforma constitucional. Está claro que será necesario acudir a los más destacados catedráticos de derecho constitucional y también a políticos relevantes como José Bono, Joaquín Almunia, Javier Solana, Marcelino Oreja, José Luis Rodríguez Zapatero y Eduardo Zaplana, entre otros.
Y que todos ellos se den cuenta de que no es su reforma constitucional la que hay que poner en marcha sino la de las nuevas generaciones. Deberán convocar a sus líderes para conocer su opinión, líderes no solo políticos, sino económicos, culturales, universitarios, intelectuales, religiosos, empresariales, deportivos… Mariano Rajoy ha dado el primer paso al conversar con Felipe González. Hay tiempo por delante y las cosas se pueden hacer sin pausa pero sin prisa, porque la reforma constitucional consensuada deberá ser votada en el Congreso tres meses antes de que finalice la legislatura para hacer más fácil el cumplimento del artículo 168 de la Constitución.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.