www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

GRIÑÁN MUESTRA A RUBALCABA EL CAMINO DEL CEMENTERIO

jueves 27 de junio de 2013, 11:46h
¡Cuántos eufemismos para interpretar la fuga de José Antonio Griñán! Acosado por los eres que le cercenarían la reelección, el político andaluz ha anunciado la decisión de marcharse, ¡tres años antes de que expire su mandato! Para los analistas sagaces, la cosa no puede estar más clara. Griñán le ha pegado un puntapié a Rubalcaba en ambas espinillas, le ha abierto los portones del partido para que se marche y le ha mostrado, además, el camino del cementerio.
La hemorragia de votos socialistas según las encuestas preocupa en una agrupación en la que decenas de miles de personas no tienen otra forma de vida que los puestos políticos. Sea en las Administraciones, sea en el propio partido, millares y millares de militantes no conocen otro empleo que la mamandurria del dinero público. José Antonio Griñán no ha hecho otra cosa que interpretar el deseo de las estructuras del PSOE. Con una ejecutiva de derrotados, los horizontes del PSOE se nublan día a día. La renovación es imprescindible. Y esa renovación, según Griñán, pasa por laminar a Alfredo Pérez Rubalcaba y cuanto antes mejor. El secretario general pagó en las elecciones generales del 20-N y está pagando ahora los despropósitos del septenato zapatético. Es un peso pesado de la política pero no ha sabido desembarazarse de la herencia recibida.
Ante el PSOE se abre un proceso electoral interno para elegir a los nuevos dirigentes. A España le convendría que no se cometieran errores. Para la estabilidad de la nación es imprescindible un PSOE robusto, que recupere su cartera de votos.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.