www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

CRÍTICA

Václav Havel: El poder de los sin poder y otros escritos

domingo 15 de diciembre de 2013, 17:32h
Václav Havel: El poder de los sin poder y otros escritos. Ediciones Encuentro/Instituto de Estudios Europeos. Madrid, 2013. 203 páginas.12 €. Libro electrónico: 9,99 €
Václav Havel (1936-2011), de cuya muerte se cumple este miércoles 18 de diciembre su segundo aniversario, es un personaje superlativo de la historia del siglo XX, tanto por su dimensión cultural como por su relevancia política. Como intelectual comprometido destacó en su calidad de dramaturgo, gran ensayista y uno de los líderes de la disidencia checa en los años del comunismo, y fue firmante de la famosa Carta 77, de la cual se convirtió en portavoz.

El primer texto de esta obra fue escrito precisamente en ese contexto, entre los años 1977 y 1978 cuando estuvo en la cárcel, y se titula El poder de los sin poder, un ensayo político que contiene tanto reflexión sobre los asuntos públicos como aspectos de su propia participación en ellos. Los demás textos son discursos de la etapa del Havel hombre de gobierno y hombre de Estado, a partir de la caída de los regímenes comunistas en Europa oriental. Los temas son diversos e interesantes: “Discurso de Año Nuevo a la nación” (Praga, 1° de enero de 1990); “El futuro de la esperanza” (Hiroshima, 5 de diciembre de 1995); “Europa y el mundo” (Senado de Roma, 4 de abril de 2002); “El misterio de la historia y el destino del mundo” (París, 20 de octubre de 2009); “Discurso por el XX Aniversario de la Caída del Muro de Berlín” (Bruselas, 11 de noviembre de 2009); y el “Diálogo con el arzobispo Dominik Jaroslav Duka” (Praga, 11 de octubre de 2011).

Los textos de Havel y sus discursos aquí presentados muestran una aparente curiosidad. Aunque tienen un trasfondo político y por ende se refieren al poder, en realidad exponen los temas desde una perspectiva profundamente humanista, con una visión centrada en la persona y su desarrollo espiritual y material. Las demás cuestiones -el orden económico, la organización política, las leyes y reglamentos- tendrán su momento, pero sin ser lo esencial.

El poder de los sin poder es un análisis lúcido y claro sobre la vida bajo un régimen comunista (“la vida en la mentira”, lo denomina el autor) y la necesidad de enfrentarlo personalmente, no desde la perspectiva de la lucha por el poder, sino con la actitud humana que procura “la vida en la verdad” y sus consecuencias espirituales y prácticas.

Es que el régimen comunista no es una simple dictadura, sino que lo llama postotalitario (no tiene extensión limitada, goza de estabilidad histórica, con ideología lógica y estructurada, con mecanismos muy perfectos de manipulación de la sociedad y que es parte integrante del mundo global). En una sociedad donde campea la farsa, que tiene la ideología como sustento y respuesta a todo, donde cada persona es a la vez víctima e instrumento del sistema. Se trata de una sociedad con una profunda crisis moral.

Al estar prohibida la vida política, no existe una oposición propiamente tal, que luche por el poder. El concepto más adecuado parece ser el de disidencia, que ilustra posiciones críticas no conformistas y las manifiestan públicamente; son personas preparadas intelectualmente y le dan un carácter político a sus acciones.

Havel insiste en la necesidad de una restauración moral, en la importancia de la verdad, aun en las condiciones extremas, en el valor de la persona y la relevancia del trabajo de calidad. La forma de actuar es con una vida independiente en la sociedad, aprovechando las grietas que se abren, además de un cierto respaldo social e internacional. La alternativa al régimen que se basa en el ataque moral al hombre es, en primer lugar rescatar la centralidad de la persona humana y sus valores espirituales. Luego se puede pensar en las estructuras políticas más adecuadas para ello, cuando llegue la hora del sistema posdemocrático.

El libro cuenta con el respaldo cultural de la historia y la tradición checa, así como se advierte una influencia en las ideas y en la experiencia personal del ruso Alexander Solzhenitsyn. Se trata de un trabajo extraordinario, de un hombre que fue una autoridad moral, además de un líder político relevante en un momento histórico crucial, cuyas reflexiones tienen valor hasta el presente.

Por Alejandro San Francisco
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.