www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

TRIBUNA

Mariachis para Susana Díaz

martes 19 de mayo de 2015, 19:49h
Dice una conseja popular mexicana: quien se acuesta con niños, amanece mojado. Tan jocoseria expresión tiene su aquel y es que algo similar le ha pasado a Susana Díaz, presidenta en funciones de la Junta de Andalucía, quien bien pudo tomar precauciones para sí y por su gobierno, preguntando al otro lado del Atlántico qué se sabía del consorcio minero Grupo México, antes de proseguir con la polémica adjudicación de una mina situada en Aznalcóllar. La sociedad conformada por esa empresa mexicana y la española Minorbis le está estallando en la cara a la señora Díaz.

Menudo intríngulis se ha forjado en Sevilla, que más que un galimatías jurídico parece un sarao político, pertinente cortina de humo, pretexto advenedizo para hacer cera y pabilo de Díaz de una vez por todas, quien atraviesa un momento de debilidad política, de atasco sin remedio aparente, que abre las puertas a la oposica 24 de mayotan a España en las urnas el dvenedizo para hacer cera y pabilo a aDesembocan en una conceciforma talq eu la sminicaión acechante en medio de las elecciones autonómicas que citan a España en las urnas el día 24 de mayo. Denunciada la operación con Minorbis-Grupo México, brotaron una serie de componendas, sospechosos acuerdos y complicidades que desembocan en una concesión que conduce a tribunales, no obstante que con un poco de tiento y olfato, jamás debió de producirse en los términos alcanzados salpicando a empresarios y autoridades por igual.

Y es que la empresa Grupo México goza de un desprestigio tal en México, que aquí nos ha llamado mucho la atención los detalles de cómo se alzó con la concesión extendida por la Junta de Andalucía, que tal parece va plagada de irregularidades o al menos, de una opacidad que despierta las más puntillosas sospechas.

Todo indica que la Junta de Andalucía se ha entrampado con este asunto que suma a las desavenencias que arrastra y la fuerte presión que pesa sobre el PSOE andaluz que ejercen sus opositores, y que no lo necesitaba, que es lo peor, desbarrancándose por una mina. Así, aportemos desde México un poco de la radiografía de Grupo México, al que la prestigiada periodista Sanjuana Martínez ha descrito en una frase: “Grupo México: Lo que toca lo pudre”, que ya adelanta bastante.

El grupo minero mexicano Grupo México está presidido por Germán Larrea, calificado como el segundo hombre más rico de México. La actividad minera mexicana hace años que padece el saqueo, la injusticia y la explotación más inhumana. Está en manos de unos cuantos corporativos, un sindicato cuyo líder, Napoleón Gómez Urrutia ligado al PRI, heredó la dirigencia sindical de su padre, fue perseguido por irregularidades por la justicia mexicana refugiándose en Canadá y fue exonerado al regreso del PRI, ya bajo la presidencia del priista Enrique Peña Nieto. Ya que mencionamos a Canadá, muchos consorcios de ese país se han hecho con minas que explotan en condiciones infrahumanas y con severos daños al medio ambiente. Grupo México no es la excepción en este panorama y completa el cuadro.

Grupo México ha explotando minas en condiciones deplorables. En 2006 el derrumbe en una de ellas situada en la localidad de Pasta de Conchos, atrapó a 63 mineros, que no fueron rescatados arguyendo la dificultad de hacerlo y así canceló los esfuerzos por continuar la búsqueda y rescate, dejándolos allí. En 2014 su subsidiaria Buenavista del Cobre contaminó de manera irreparable los ríos Bacanuchi y Sonora en el estado homónimo, con un derrame de 40 mil metros cúbicos de sulfato de cobre acidulado y recibió solo una multa irrisoria al encontrársele 55 irregularidades en su funcionamiento, en vez de la conducente clausura definitiva y pese a los daños que representó al medio ambiente calculados de forma tal que las comunidades indígenas afectadas de por sí en su precario entorno, ven que no podrán volver a usar su río; el que en medio del desierto les suministraba agua. Grupo México fue evasivo con las sanciones.

Uno se pregunta ¿Susana Díaz, su gobierno, los responsables de las áreas dedicadas a concesiones no sabían, no se informaron de todo esto? ¿o es que deseaban similares malestares para los andaluces? Desde luego podrían jamás suceder, pero la conducta de la empresa deja bastante que desear y ocurriera el infortunio de un desastre humano o ecológico por su proceder en Andalucía, y en concreto en Aznalcóllar.

Susana Díaz ha enarbolado la bandera de la creación de empleo. Esperemos que fuera en condiciones más y más favorables que las que distinguen a Grupo México en su país de origen, porque no sea que se eche un alacrán al hombro en momentos de difíciles condiciones para obtener trabajo en el sur de España, aun con el cuento de que la mina lleva 17 años sin operar.

¿Eso es todo? Pues va a ser que no. Como se ha destacado en medios mexicanos y españoles desde hace tiempo, el vicepresidente del consejo directivo de Grupo México, Xavier García de Quevedo está emparentado con Jordi Pujol, el ex presidente de la Generalitat catalana pues el hijo del primero está casado con la nieta del segundo, y se ha señalado el matrimonio de sus nietos como un camino para atraer a México cuantiosas inversiones de cifras descomunales de dinero de los Pujol. Así que algo que parece tan local, sin mayores repercusiones fuera de Andalucía y si se quiere, fuera del contexto electoral andaluz y español, resulta tenerlo y aquí en México ha sido muy publicitado. Tanto por tratarse de una empresa extranjera involucrada, como por ser fácilmente rastreable en este caso en México involucrando a pura fina persona.

¿Y los mexicanísimos mariachis qué pitos tocan en todo esto? Pues a saber que “Las Golondrinas” es una pieza de su repertorio que se interpreta con sentimiento de despedida. “Le tocaron ‘Las Golondrinas’” se dice, cuando se despide a alguien. No sea que tras todo esto, a Susana Díaz la despidan. Ella mencionaba días atrás que si se tiene que ir a elecciones nuevamente, que se vaya y ella se la juega. Lo de la mina parece ser la gota que derramó el vaso y quizás se le haga realidad ir a ellas comprometiendo su futuro político. Mas Sevilla no vale una mina ¿o sí?

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (5)    No(0)

+

0 comentarios