www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

LECCIÓN DE GONZÁLEZ A SÁNCHEZ

lunes 31 de agosto de 2015, 12:10h
Felipe González ha escrito lo que Pedro Sánchez debería haber dicho hace muchos meses. No comparto...
Felipe González ha escrito lo que Pedro Sánchez debería haber dicho hace muchos meses. No comparto las críticas al expresidente del Gobierno recordando fuera de contexto actuaciones pasadas. Felipe González ha sido el más importante hombre de Estado del Siglo XX como Cánovas del Castillo lo fue del siglo XIX.

Y lo ha vuelto a demostrar con un escrito impecable que Pedro Sánchez debió apresurarse a apoyar. La lección del expresidente al candidato a presidente ha sido de antología. Con la discrepancia de algunos y la aquiescencia de la inmensa mayoría de los comentaristas de la actualidad y de políticos de todos los partidos, la Carta de Felipe González a los catalanes ha causado el impacto que Pedro Sánchez ha sido incapaz de obtener.

El señor González ha escrito una docena de verdades como puños sobre la realidad histórica y actual de Cataluña. “Si la reforma de la ley electoral catalana -se pregunta González- no ha podido aprobarse porque no se da la mayoría cualificada prevista en el Estatuto, ¿cómo se puede plantear en serio la liquidación del mismo Estatuto y de la Constitución en que se legitima, si se obtiene un diputado más en esa lista única de rechazo? ¿Cómo el presidente de la Generalitat va en el cuarto puesto, como si necesitara una guardia pretoriana para violentar la ley?

Combatí en su día a Felipe González desde la dirección de ABC, no por su política, acertada unas veces, desacertada otras, pero siempre con visión de Estado, le combatí, digo, porque tras más de treinta años de Franco, era incongruente, aunque se tratara de una opción democrática, otros treinta años del líder socialista. La Constitución española, que limitó los años de presidencia en el Tribunal Constitucional, en el Tribunal Supremo, en la gobernación del Banco de España, en el Tribunal de Cuentas, no estableció también ocho años como máximo para la presidencia del Gobierno y de las Comunidades Autónomas. Y el líder socialista con cuatro victorias electorales llevaba camino eternizarse. Dicho esto, habrá que convenir que la “Carta a los catalanes” de Felipe González es un extraordinario documento escrito en el momento oportuno por un hombre de Estado.