www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

EL SUPREMO AFIRMA QUE LA AUTORIDAD ECLESIÁSTICA ES LA PROPIETARIA

El periplo de 23 tapices flamencos: de la herencia de una millonaria al Arzobispado de Madrid

martes 02 de febrero de 2016, 15:57h
Tras litigar durante años, el Arzobispado de Madrid ha conseguido arrebatar a una asociación civil la propiedad de 23 tapices flamencos que había recibido en el siglo XIX como parte del legado de la herencia de una millonaria.
El periplo de 23 tapices flamencos: de la herencia de una millonaria al Arzobispado de Madrid
Ampliar

El Tribunal Supremo ha fallado este martes a favor del Arzobispado de Madrid en el recurso de casación interpuesto por la Asociación Santa Rita de Casia contra una sentencia de la Audiencia Provincial de Madrid de 2013 sobre la propiedad de 23 tapices flamencos de los siglos XVII y XVIII.

El Supremo reconoce que la asociación religiosa, fundada en 1834, recibió la herencia de los tapices de Victoriana Oliva, quien otorgó en 1860 la propiedad de las obras sobre tela. Si bien, en 1993 la asociación pasó a inscribirse como Asociación Privada de Fieles y en sus estatutos, dice el TS, "se estableció su naturaleza privada con la salvedad de que respecto a los bienes existentes en propiedad de la asociación, entre ellos, la colección de los 23 tapices, se mantuvo el carácter de bienes eclesiásticos, sometidos al régimen de control y vigilancia de la autoridad eclesiástica competente".

Años después, la representación procesal del Arzobispado de Madrid presentó una demanda contra la Fundación de Santa Rita, Asociación Civil Santa Rita de Casia - Madrid 1834 solicitando que declarara que la propiedad de los 23 tapices le correspondía. En 2012, el Juzgado de Primera Instancia número 38 de Madrid dictó sentencia desestimatoria de la demanda, contra la que se interpuso un recurso de apelación. Así, llegado 2013, el Arzobispado fue declarado finalmente propietario de las obras

Dada la existencia de dos asociaciones distintas, la originaria de 1834 y la refundada como estrictamente civil ya en 2009 como Asociación Civil Santa Rita de Casia-Madrid 1834, "la sentencia declara acreditado la ausencia de derecho en relación a los tapices de la parte recurrente al tratarse de entidades diferenciadas de la primera asociación religiosa".

La asociación emprendió hace años una campaña de apoyo en Internet que se tradujo en una petición en la plataforma change.org que titularon 'Al Papa: que el arzobispo Rouco Varela deje de hostigar a la asociación Santa Rita'. Recibió el apoyo de 111.866 firmantes. Santa Rita defendía la permanencia de los tapices en sus fondos para servir de ayuda a los necesitados a través de iniciativas expositivas encaminadas a conseguir dinero para este propósito y evitar, así, que fueran utilizados "como meros ornamentos para mayor gloria del arzobispo".

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (6)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.