www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

REPARTO DE MINISTERIOS ENTRE SÁNCHEZ E IGLESIAS

miércoles 10 de febrero de 2016, 13:08h
Aunque no se pueda descartar una sorpresa final tras el encuentro del viernes entre Mariano Rajoy...
Aunque no se pueda descartar una sorpresa final tras el encuentro del viernes entre Mariano Rajoy y Pedro Sánchez, la suerte parece echada. La decisión del PNV de apoyar el Frente Popular naciente despeja la situación. El PSOE y los dos partidos comunistas -Izquierda Unida y Podemos- se alzarán con un Gobierno de extrema izquierda, con el respaldo del Partido Nacionalista Vasco y la abstención de ERC. Todavía quedan algunos flecos por solucionar. Pedro Sánchez ha aceptado que Pablo Iglesias se convierta en vicepresidente del Gobierno pero negocia los ministerios a los que aspira el podemita. Ese tira y afloja se resolverá con concesiones por ambas partes. Pero se resolverá. A Sánchez le espera la retirada en el salón de su casa si no consigue instalarse en el palacio de la Moncloa. Ha hecho ya muchas concesiones y hará más, las que sean necesarias para garantizarse la investidura.

Mariano Rajoy realizará un último esfuerzo. En su entorno siguen creyendo que ganará la partida, al menos forzando nuevas elecciones. Pero tal vez se trata solo de voluntarismo político. Sánchez está seguro de sacar adelante lo que él llama el Frente Progresista y que no es otra cosa que el Frente Popular en su versión más clásica: la alianza de socia-listas y comunistas. El PSOE, durante largos años moderado y europeísta en su papel de socialdemócrata, virará a babor y se instalará en la extrema izquierda. Se comprende la alarma de Felipe González y otros dirigentes históricos que temen, no sin razón, que su partido centenario sea fagocitado por la voracidad podemita.