www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

LOS GOZOS Y LAS SOMBRAS

España non grata

viernes 26 de febrero de 2016, 17:28h

Servidora, que sigue siendo más ingenuo que el casto José en La Corte del Faraón, pensaba que la primera medida que iba a tomar el redescubridor de la democracia intrauterina, un tal Rivera, como Paquito, el cubano virtuoso del saxofón y el clarinete, luz de jazz en la Habana prodigiosa de Marianao y tal y tal…, era renunciar a las subvenciones a los partidos políticos a cuenta del bolsillo descosido del contribuyente. Y resulta que a lo más que dan de sí los regeneracionistas de Ciudad-anos, abanderados de la II Transición y de la santa cruzada contra la mangancia, es a suprimir las di-puta-ciones. Digo yo que para ese viaje a Ítaca no era preciso presumir de tener tantos cojones o más que el mismísimo Ulises.

Daniel Craig no volverá a ser James Bond, pues el pobre quiere evitar el encasillamiento y no está dispuesto a seguir alternando con tanta zagala hermosa a cuenta de 007; Pedrooo, otro guapo oficial, ‘nacido salvaje’ como el nuevo Land Rover, tampoco se va a ver en otra, después de haber explorado todos los caminos que conducen a Moncloa y haberse perdido antes de entrar al complejo, en la misma curva de la M30; y Mariano, inaccesible al desaliento, que diría Lázaro Carreter, aspira a protagonizar, como Leonardo DiCaprio, la próxima secuela de El Renacido y hasta inclusive acaricia el sueño de ganar un Oscar el veintiséis de junio. Aquí el que no se consuela es porque no quiere.

Lo único cierto a estas alturas de la procesión goyesca de flagelantes, es que si por un casual tuviéramos de nuevo elecciones al corral de comedias, ya han anunciado que se presentan, fijo, los del Partido Animalista, como si no hubiera suficientes animales en el Hemicirco de San Jerónimo y entre la borregada de votantes compulsivos.

Recuerda Relaño que 8 ‘papas’ ha tenido la FIFA en sus 112 años de existencia, desde Guerin, el periodista de Le Matin, hasta Blatter, el imitador de Chiquito de la Calzada, pasando por Havelange, otro angelito que en vida fue objeto de la más fervorosa de las admiraciones por parte de «Pablo, Pablito, Pablete» (García dixit). En pocos resortes de poder de la bola planetaria hubo nunca tanto trinconeo ni se robó tanto a cuenta de la dichosa pelota. Pero he aquí que ahí siguen los prendas, encantados de conocerse, que hasta inclusive han sido capaces taparse la nariz y elegir nuevo presidente, mientras en Iberia nosotros seguimos en el limbo, sin un caudillo que nos guíe y sin rumbo.

Phil Collins vuelve a casarse con su ex mujer, de la que se divorció hará cosa de 6 años tras abonarle veinticinco millones de libras con las que comenzó una nueva vida con otro maromo del que a su vez se ha separado para volver a arrejuntarse con el cantante, qué cante. Y España no escarmienta ni aprende de los errores, como los ingenieros del McLaren de Alonso, al que le ha vuelto a fallar la unidad de potencia.

Quien no parece tener el menor sentido del ridículo es el dueño del cortijo del Congreso, un tal Patxi, eminencia a medio camino entre el partidismo y la ignorancia, dispuesto a rivalizar en cacicadas con los personajes de las novelas de Luis Romero.

Aunque para mujer de aúpa, la tal Victoria Rosell, diputada de Podemos, ex jueza y candidata a Gran Hermano VIP, que ahora se dedica a ir montando escenitas por los aeropuertos porque no le permiten el acceso a la sala de autoridades como al resto de la casta. Debería haber seguido el ejemplo de Laporta, que un día que andaba atravesado, bajo el arco de seguridad se bajó los calzones a la altura de los calcetines y presumió ante todo el pasaje de su cuerpo serrano.

Otro listo, el exdiputado pepero Agustín Conde, hombre de voz campanuda y prosopopéyica que se ha quedado mudo en las pasadas elecciones, porque iba de tres por Toledo y no ha pasado el corte, deja la política y ficha como consejero por Red Eléctrica Española. Consuela pensar que no ha sido por enchufe sino por sus propios méritos.

Ochenta años hace ya que Valle-Inclán se retiró al Jardín umbrío, sin imaginar que ochenta años después su esperpento seguiría vivo, a vueltas con el ático del chino de la coleta blanca, que lo tiene negro como el señor juez se empeñe en buscarles las cosquillas por ‘sobaquember’.

Hemos pasado del «¡Señor Rubio, míreme usted a la cara, de frente!», a dos años de trena para Moltó, la «reina madre» del chiringuito quebrado, el «animador socio cultural» de la verbena de Caja Castilla La Mancha, por falsear las cuentas haciendo constar falsos beneficios donde sólo había pérdidas millonarias.

Se entregan en Madrid los ‘Premios Libertad Cortes de Cádiz’ y viene a recogerlos en nombre de su hijo y de todos los represaliados por el régimen chavizta el padre del opositor venezolano Leopoldo López. Pero ‘Kichi’, el alcalde de los gaditanos, excusa su presencia, para no incomodar a Nicolás Maduro, no vaya a ser, aunque el pobre es tan primario que sólo se le ocurre argumentar como pretexto que «los derechos humanos no deben politizarse».

Con sujetos de semejante calibre, nostálgicos del franquismo, comprenderán que a estas alturas lo mismo da que da lo mismo que Bin Laden esté muerto o vivo. Un bebé gorila ha nacido por cesárea en el zoo de Bristol; y aquí en lo que viene siendo España ha nacido una estrella.

Y en estas que parió la abuela, que pareciera como si le estuviesen saliendo ahora los dientes de leche, con lo bien que le quedarían unas trenzas molonas de boxeador. La alcaldesa de Madrid, reina del kiosco, se propone colocar una plaza en honor del movimiento del 15-M en la fachada de la Real Casa de Correos, sede del Gobierno regional de Madrid, junto a la de las víctimas del 11-M y la dedicada a los héroes del 2 de Mayo. Ya puestos, los nuevos héroes de la patria fallida deberían plantearse colocar otra pegatina conmemorativa del homenaje que se va a tributar a Otegui en el velódromo donostiarra de Anoeta.

No ha sido cosa del volcán submarino de la isla de El Hierro, que sigue emitiendo agua a 39 grados cuatro años después de su última erupción, sino por culpa de un simple pedo, lo que viene siendo una detonación de esfínteres. Ha sucedido en Torrent, Valencia, donde una deflagración ha desencadenado un tiroteo entre clanes rivales que se ha saldado con cuatro heridos y ha precisado el despliegue de medio centenar de agentes de la pasma.

Estado de la cuestión, cuestión de Estado. Mucho me temo, compadre, que nos espera un fin de semana de lluvia, nieve, viento y frío. Y una semana que viene de cojones. No te oculto que estoy pensando probarme unas pestañas postizas para hombres, que dicen que están haciendo furor. A ver si voy a ser el único que no se va a permitir el lujo de hacer el ridículo en este país de espantajos, donde a la gente que nos tenemos por ‘normales’ nos empiezan a mirar raro.

José Antonio Ruiz

Periodista

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (8)    No(0)

+

3 comentarios