www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

NOVELA

Javier Puebla: El hombre que inventó Madrid

domingo 08 de mayo de 2016, 16:52h
Javier Puebla: El hombre que inventó Madrid

Algaida. Sevilla, 2016. 430 páginas. 18 €. Libro electrónico: 8,99 €.

Por Jorge Pato García

Hay un refrán castellano que dice “ unos crían la fama y otros cardan la la lana”. Algo así le pasó a Carlos María de Castro, arquitecto, ingeniero de caminos, canales y puertos y urbanista español. Conocido casi en exclusiva por los estudiosos del urbanismo como la mente preclara que decidió implementar en Madrid el parisino Plan Haussman. Pero el paso del tiempo le pagó ingratamente la generación de un ensanche ejemplar para Madrid. Únicamente queda como recuerdo de aquello el nombre de Plan Castro, en el que se recogía la propuesta de crecimiento de la urbe madrileña. Por el contrario, José María de Salamanca y Mayol (Málaga, 1811-Madrid, 1883), el constructor de dicho ensanche, es quien ha perdurado.

El Barrio de Salamanca lleva su apellido, existe una plaza dentro de ese ensanche con su nombre y como guinda del pastel en el centro de esa plaza se alza sobre el pedestal una estatua del personaje que mira su obra. Y es que José María de Salamanca y Mayol es una figura digna de esta novela, pues su vida fue, sin duda, apasionante. Este aristócrata no paró a lo largo de su trayectoria de buscar la fortuna, y en más de una ocasión la encontró, pero igualmente otras veces vio como esta se esfumaba.

Aparte del proyecto empresarial que supuso la ejecución en la realidad del Plan Castro, el marqués de Salamanca tiene episodios muy notables en su biografía. En primer lugar, su carrera política, muy al uso de las costumbres actuales. Empezó de alcalde y acabó siendo ministro de Hacienda, llegando también incluso a ser de facto presidente del Gobierno, pero al igual que ahora, una investigación sobre una supuesta apropiación indebida dio al traste con su implicación en la política.

Se granjeó el favor tanto de la regente Maria Cristina, como de la reina Isabel II, lo que en más de un momento le sirvió para encontrar amparo real y así ponerse a salvo de sus enemigos, como era el general Narváez. Un feo asunto sobre el monopolio de la sal que dirigía Salamanca, sembró la enemistad entre ambos.

Esta obra, biografía novelada del marqués de Salamanca, donde pasamos de los ministerios a los burdeles y de asuntos rutilantes a otros más burbios, es también un repaso a una etapa interesante de la historia de España, en la que situaciones como la regencia, los pronunciamientos y otros avatares sumieron a nuestro país en una casi permanente convulsión. Y si tenemos de telón de fondo la ciudad de Madrid, el interés se acrecienta. No cabe la menor duda de que un personaje como el marqués de Salamanca da para una trama completa y compleja. Como la que nos ofrece Javier Puebla en este libro, elaborado a lo largo de más de ocho años, y esto se nota para bien.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios