www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

PARA DAR VOZ A LA SOCIEDAD CIVIL

Siete instituciones madrileñas constituyen el Foro Madrid21

jueves 23 de junio de 2016, 14:45h
Siete instituciones madrileñas (La Real Academia de la Historia, la Real Academia de Bellas Artes de San Fernando, el Instituto de Estudios Madrileños, el Colegio Oficial de Arquitectos de Madrid, el Cuerpo de Cronistas de la Villa, el Círculo de Bellas Artes y el Ateneo de Madrid), conscientes de que el desarrollo de las ciudades afecta no solo a los responsables políticos sino a toda la sociedad, decidieron a finales del año 2015 constituir el Foro Madrid21.

Con espíritu colaborador con las administraciones y la ciudad, Foro Madrid21 nace con el objetivo de hacer oír la voz de una parte de la sociedad civil sobre aquellos temas urbanísticos, arquitectónicos o culturales susceptibles de mejoras, así como de aportar ideas para la mejora urbana y social de Madrid.

Esta labor de tutela, realizada tradicionalmente por algunas de las instituciones culturales y académicas presentes en el Foro Madrid21, se ha visto lamentablemente acallada o ignorada en los últimos años, a diferencia de lo que ocurría en el pasado cuando el dictamen de estas instituciones civiles jugaba un papel, en ocasiones determinante, para frenar dislates, impulsar reformas o mejorar proyectos.

El Foro Madrid21 decidió en su reunión constitutiva dedicar el primer debate a la Plaza Mayor que cumplirá cuatrocientos años en 2017 ya que el 13 de septiembre de 1617 el rey Felipe III le encargó al arquitecto Juan Gómez de Mora la urbanización de este recinto.

Con la vista puesta en esta celebración, el Ayuntamiento de Madrid, en enero de 2015, comenzó unas obras de rehabilitación, ya terminadas, en las que se han reparado las bóvedas y se ha levantado el pavimento de los soportales lo que ha permitido la correcta impermeabilización de las bóvedas de ladrillo de los sótanos, la sustitución y ampliación de las canalizaciones de cableados y la reparación de las losas de granito.

Asimismo se han revocado las fachadas de todas las fincas que dan a la Plaza; se han restaurado las cubiertas y sustituido aleros; se ha procedido al saneado y limpieza de balconadas, cornisas e impostas y se ha realizado la sustitución completa de la red de recogida de aguas pluviales de la plaza, en muchos tramos inexistentes, lo que provocaba filtraciones de agua en el estacionamiento subterráneo de la Plaza. En total, la inversión ha ascendido a 2,35 millones de euros.

La idea municipal era continuar estos trabajos con la sustitución del pavimento central e instalar una nueva iluminación monumental de la Plaza. Sin embargo, al parecer, el tema del pavimento se ha pospuesto sine die y no hay información sobre plazos ni presupuestos para completar la reforma propuesta.

La celebración del IV Centenario de una Plaza Mayor, en cualquier población del mundo sería objeto de una atención especial por parte de las administraciones y las entidades relacionadas con el desarrollo y la historia de la ciudad. Por ello, las instituciones participantes en el Foro Madrid21 decidieron abordar este tema en primer lugar con el fin de que hubiera suficiente tiempo de reacción. No podemos dejar que esta efeméride pase desapercibida, como ha ocurrido con otros eventos.

Para ello se han analizado los siguientes cinco ámbitos de actuación:

1) La Plaza Mayor como espacio arquitectónico.

Analizada la reforma realizada por el Ayuntamiento de Madrid se considera que si bien los objetivos de la primera etapa se han logrado, no se ha acometido, ni se sabe si se hará, la sustitución de pavimento central, denostado por madrileños y turistas por ser causa de torceduras y charcos y cuyo cambio ha sido solicitado repetidas veces por vecinos, comerciantes y hosteleros. Asimismo se comprueba que la reforma se ha circunscrito al recinto de la Plaza, encontrándose el pavimento de las calles situadas en su entorno en muy mal estado por haberse colocado en su día un pavimento de escaso grosor, incapaz de resistir el paso de camiones o turismos. Por otra parte, no se ha realizado un tratamiento de espacio abierto que delimite zonas estanciales o de paso, mobiliario, etc.

2) Casa de la Panadería.

El IV Centenario de la Plaza Mayor debería servir para potenciar el papel del edificio más emblemático del recinto, la Casa de la Panadería. Se echan en falta criterios de uso de este edificio, una utilización del Salón Real más vinculada a actos relacionados con la ciudad, la utilización de la sala de Bóvedas para, por ejemplo, mostrar en 2017 una exposición sobre la Plaza Mayor, la restauración de los frescos de la fachada…

3) La Casa de la Carnicería.

El otro edificio emblemático de la Plaza Mayor, la Casa de la Carnicería, se va a convertir en un hotel. A seis meses de que se inicie el año 2017, en que se celebrará el Centenario, la falta de información sobre el estado del proyecto nos obliga a pensar que las obras que se acometerán, y que por su naturaleza, tendrán que ser de importancia, podrían coincidir con esta efeméride. La presencia de grúas, maquinaria y carretillas y andamios no sería la mejor forma de celebrar el IV Centenario.

4) Usos de la Plaza Mayor.

La Plaza Mayor como recinto urbano de importancia debe acoger actividades de todo tipo, pero de una forma reglamentada. Por ejemplo, un exceso de veladores de terrazas desequilibraría el uso por parte de los transeúntes; la instalación permanente de ferias o mercados que coparan el recinto inhabilitaría su utilización por parte de vecinos y turistas; la continua celebración de espectáculos iría en contra del hábitat de los vecinos. ¿Caben todos los usos en la Plaza? En opinión de los representantes del Foro Madrid21 no.

5) Celebración del IV Centenario de la Plaza.

La limitación de la partida presupuestaria destinada, en principio, por el Ayuntamiento a la celebración del IV Centenario de la Plaza Mayor no debería ser óbice para que la efeméride se celebrara de forma digna. En julio de 2015 fue presentada la Asociación de Amigos del IV Centenario de la Plaza Mayor, impulsada por los hosteleros de la Plaza, que adelantó su intención de, entre otras iniciativas, decorar los soportales con lienzos pintados por artistas contemporáneos, hermanar la Plaza con otras plazas mayores de Europa y celebrar jornadas y mercados gastronómicos, sin que aun se haya dado a conocer un calendario definitivo de actividades. Asimismo el Ayuntamiento baraja, con su ajustado presupuesto, la realización de una exposición. Las instituciones que forman parte del Foro Madrid21 consideran que aun hay tiempo para actuar y conseguir que la sociedad civil supla la falta de impulso de las Administraciones.

Conclusiones

Ante todo ello los miembros del Foro Madrid21 proponen que:

1) El Ayuntamiento convoque un concurso de ideas para el tratamiento del espacio de la Plaza que delimite las zonas estanciales, zonas de terrazas y zonas de paso; determine el tipo del pavimento que se debería colocar teniendo en cuenta criterios como que realce la propia estructura compositiva de la plaza y tenga la suficiente resistencia en las zonas de paso de vehículos y la necesaria comodidad en las de tránsito peatonal; fije qué mobiliario se debería colocar (bancos, papeleras o farolas); mejore la iluminación de soportales, fachadas y espacio central; estudie la ubicación del monumento a Felipe III, etc. Este concurso, al que el Foro ofrece su colaboración, debería cerrarse en septiembre con objeto de ver si alguna de las propuestas ganadoras pudiera llevarse a cabo antes de los actos de celebración del IV Centenario.

2) Se redacte un Reglamento de Usos de la Plaza Mayor y su entorno de forma que haya un equilibrio entre la utilización del recinto con fines feriales, artísticos, hosteleros, comerciales, vecinales y ciudadanos.

3) Se potencie la utilización del Salón Real de la Casa de la Panadería para fines más relacionados con la ciudad y se aproveche el IV Centenario para ubicar en alguna de las dependencias del histórico edificio una exposición durante el Centenario que podría ser continuada por la instalación permanente de un Centro de Interpretación de la Plaza.

4) Se procure que las obras de la Casa de la Carnicería para convertirla en hotel no se solapen con la celebración del IV Centenario de la Plaza.

5) Se solicite de las entidades e instituciones su colaboración en la celebración del IV Centenario. De esta forma podría abordarse el centenario, de una forma descentralizada, mediante exposiciones y ciclos de conferencias sobre temas relacionados con la Plaza como el Madrid de los Austrias, el barroco madrileño, la Inquisición, los corrales de comedias, la arquitectura de Juan Gómez de Mora, etc.

Asimismo, entre otras iniciativas, se sugiere una exposición fotográfica de la Plaza Mayor en la prensa madrileña, una proyección de aquellas películas que han tenido la Plaza Mayor como escenario y la petición de una emisión especial de sellos de la Plaza Mayor, tan ligada al mundo filatélico. Se trataría así de vincular al proyecto a periódicos madrileños, entidades culturales y organismos –desde los diarios madrileños o el Teatro Español al Instituto de Estudios Madrileños, la Filmoteca Nacional o la Fábrica Nacional de Moneda y Timbre, por citar algunos- con el fin de dejar patente la importancia de la Plaza Mayor en la historia de Madrid.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios