www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

POR LIBRE

¿Dónde anda Pedro Sánchez?

jueves 21 de julio de 2016, 20:15h

La desaparición de Pedro Sánchez del escenario político es un hecho. Durante la jornada de la constitución de las Cortes apenas asomó la cabeza. Se mantuvo serio y desapareció en cuanto acabó la sesión. Anda taciturno, huidizo. No es de extrañar.

Tiene el futuro más que negro. Ya no le queda ninguna salida digna. No puede apoyar a Rajoy; se haría el harakiri si tuviera que dejarle gobernar. No puede volver a intentar el pacto con Podemos y demás parafernalia, porque los barones no le dejan ni acercarse. Y si tiene que ir a unas terceras elecciones, hasta él sabe que supondría su fin político.

Y ahí anda el hombre que no sabe qué hacer ni con quién hablar. Atrapado en 85 escaños, vigilado de cerca por sus propios compañeros, que desearían echarlo a patadas. Con la agenda en blanco. En estado zen: “quietamente sentado sin hacer nada, llega la primavera y crece la hierba”.

Ya solo le hace caso Albert Rivera, pero para hostigarle con la amenaza de esas siniestras terceras elecciones si se empeña en bloquear la investidura de Rajoy. Como ya comenté aquí, intenta seducirlo con el argumento de que, al menos, se mantendría de jefe de la Oposición y tendría al gobierno bajo su bota. Aún así, Pedro Sánchez sigue sufriendo pesadillas con esa alternativa. Pero tampoco encuentra ningún otro camino por el que salir airoso.

Por momentos, se hizo ilusiones con el pacto para la Mesa del Congreso, con la elección de Ana Pastor. Si se mantenía el acuerdo, él se lavaría las manos. Ya no le señalarían como el responsable de unas nuevas elecciones. Poco le duró la alegría. Pues, como era de esperar, la mera sospecha de un acuerdo del PP con los nacionalistas supondría el “no” de Ciudadanos. Y una cosa es votar a Ana Pastor, y en secreto, y otra, apoyar a Rajoy a viva voz. El PNV, difícil; los catalanes, no. Para desgracia de Sánchez, el supuesto pacto se esfumó al confirmar Homs que votaría “no” en la investidura.

Y vuelta a empezar. Solo puede gobernar Rajoy con el apoyo o la abstención de Ciudadanos y la abstención del PSOE. En caso contrario, nuevas elecciones. Pedro Sánchez no sabe dónde meterse.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (12)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.