www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

SE DESPLOMA LA INVERSIÓN EXTRANJERA EN CATALUÑA

jueves 13 de octubre de 2016, 10:57h
Desde el año 2011, cerca de 5.000 empresas han abandonado Cataluña...
Desde el año 2011, cerca de 5.000 empresas han abandonado Cataluña para instalarse en regiones que garanticen un futuro estable. En los primeros seis meses de la gestión Puigdemont, ocho centenares de empresas han dicho adiós a una Comunidad Autónoma como la catalana que era el gran faro de atracción para la inversión nacional y extranjera.

En el primer semestre del año actual la inversión extranjera se ha derrumbado en un 60% en Cataluña. Es una cifra escandalosa. Preocupa a muchos el peaje que los catalanes están pagando por el órdago secesionista de un sector de su clase política que solo aspira a mandar más y a taponar la corrupción de no pocos de sus dirigentes, desenmascarados por la maquinaria implacable de la Justicia.

De los 2.613 millones de euros que se invirtieron en Cataluña en el año 2015 se ha pasado a los 1.058 de este año. Varios inversores españoles y extranjeros exigen incluir en sus contratos una cláusula por la que, a cargo de la Generalidad, recuperarán el dinero invertido si se produjera la independencia de Cataluña.

A pesar de las cifras alarmantes, los políticos secesionistas no cejan en su empeño sin tener en cuenta el perjuicio que están causando al pueblo de Cataluña. Aparte de despilfarrar el dinero público en embajadas delirantes, subvenciones a agrupaciones insólitas, apoyo a convulsos grupos de activistas y patrocinios y publicidades a medios de comunicación afines, la Generalidad de Puigdemont dedica la mayor parte de su tiempo a una alocada carrera secesionista en contra de la ley y de la Constitución.

Alarma a muchos adónde puede conducir la política desaforada de Puigdemont y la quiebra de la estabilidad que se adivina en el horizonte. El desasosiego se acentúa al comprobar la pasividad del Gobierno nacional: parece que solo se ocupa de que Mariano Rajoy continúe de presidente.