www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

POR FIN, LA CRISIS DE ZAPATERO

miércoles 09 de julio de 2008, 21:17h
La inteligente Gloria Lomana arrancó de labios del presidente del Gobierno la palabra crisis. Zapatero ha puesto los pies en la realidad para llamar al pan, pan, vino al vino, y a la situación económica por la que atraviesa España, crisis. A buenas horas, cejas verdes. Claro que todo es relativo. Al lado de la crisis del corralito en Argentina, lo que aquí vivimos es la más airosa prosperidad. Pero con relación a la España económica que dejó Aznar, efectivamente, estamos sumidos en una crisis que si el Gobierno hubiera reconocido antes, arbitrando las medidas adecuadas, sería menor.

Zapatero, en fin, ha reconocido que estamos en crisis. ¿Tardará mucho en admitir la recesión cuando ésta se produzca? ¿O seguirá, como siempre, mintiendo sin cesar en el mejor estilo del ludópata político? Las últimas cifras solventes que llegan a mi mesa de trabajo es que estamos ya en crecimiento cero. Si desde Moncloa se continúa con los parches y las veladuras, en lugar de meter el necesario bisturí, la recesión puede comenzar en pocas semanas.

El despilfarro en el gasto público continúa. Carmen Chacón se ha gastado 48 millones de euros (es decir, unos 8.000 millones de pesetas) en un curso absurdo para oficiales, que no tiene validez académica. Es el último botón de muestra. Los ministerios en general, las autonomías en particular y los ayuntamientos siempre, siguen despilfarrando el dinero de todos los españoles, al margen de la crisis. La suntuosidad y el derroche presiden la vida pública española. Como Zapatero no se creía la crisis, todo valía. Ahora ya se la cree, pero estamos en la frontera de la recesión y eso exige una terapia distinta y más profunda.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.