www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

FINAL

Francia. Deschamps pide "calma, concentración y convencimiento" a sus jóvenes

Francia. Deschamps pide 'calma, concentración y convencimiento' a sus jóvenes
Ampliar
Su seleccionado es el de la edad media más baja del torneo. Por M. Jones

Didier Deschamps, seleccionador de Francia, ganó el Mundial de 1998 como el ordenador de aquel equipo liderado por Zinedine Zidane. Además, tocó la gloria en la esfera de clubes, como ancla de la Juventus de los 90 que de la mano de Marcello Lippi venció todo tipo de competiciones nacionales e internacionales. Es decir, es un hombre tan experimentado en el manejo de la presión y en la gestión de grupos y partidos que nadie le discutió cuando cerró la puerta a Karim Benzema (antes de la explosión de Kylian Mbappè).

Por eso su palabra se escucha tanto dentro del vestuario como fuera. Y en la previa de la final de este domingo, que les medirá a Croacia, hizo girar su discuros somo los conceptos "calma, concentración y convencimiento". "He intentado transmitirle a los jugadores que están probablemente ante el partido más bonito de sus vidas. Es un privilegio jugar este partido. No hay nada más importante", avanzó un preparador que estrenaría su palmarés desde el banquillo nacional por todo lo alto.

Y relató que sus pupilos afrontan el trascendental partido final "sin euforia", sabiendo que necesitarán estar "calmados, concentrados y convencidos". Y pasaría a explicar cómo se ven las cosas dentro y fuera del verde antes de analizar lo que viene. "Cuando eres jugador eres un actor. Esta vez estoy al servicio de mis jugadores porque el partido depende de ellos. Mi éxito es su éxito. Es diferente", expuso el candidato a igualar a Mario Zagallo y a Franz Beckenbauer como campeón del Mundial jugando y entrenando.

"La calidad del equipo croata es evidente. Tiene jugadores experimentados, que compiten en algunos de los clubes más importantes del mundo y con un gran recorrido con el equipo nacional. Por nuestra juventud, siempre nos hemos enfrentado a equipos con más experiencia y más partidos", describió para, de inmediato, establecer la conclusión que saca con respecto a la final de la Eurocopa casera que cedieron ante Portugal (2016).

"Hay nueve jugadores que saben qué pasó entonces. Queremos que las cosas sean diferentes esta vez. Encaramos la final con una actitud y con una visión distintas", resaltó. En efecto, catorce integrantes de la remozada selección gala no formaban parte del conjunto que perdió en aquella fecha. Ese mal recuerdo parecería habrse traducido en motivación, amén del hambre de la juventud pujante y recién llegada al panorama internacional.

"Hemos cambiado la euforia por la satisfacción de haber llegado hasta aquí y de poder jugar el partido más importante del torneo", desglosó para hacer entender las diferencias de la Eurocopa en la que fueron anfitriones y saborearon la gloria y esta cita rusa. Y consideró que "no hay euforia" sino un fuerte "respeto" por los de Zlatko Dalic. "Hicimos el análisis de los seis partidos que ha disputado la escuadra de Croacia. Hemos repasado vídeos e imágenes para que el equipo llegue bien preparado a esta gran cita", puntualizó.

Toda vez que vaticinó que "por el alto nivel" del bando rival, el choque podría decidirse "por un pequeño detalle", Deschamps incidió en la prudencia cuando se le mencionaron a Luka Modric -del que destacó su "movilidad"- y a Ivan Rakitic. Del madridista, candidato al Balón de Oro y al MVP del Mundial, señaló que puede "aparecer por el centro, más cercano a la posición de Ivan Rakitic, o por otro lado". Y le comparó con Lionel Messi por tener la disponibilidad de firmar "acciones individuales" que rompan a la táctica.

Por último, se refirió al jugador que les ha condecorado con el estatus de favoritos, de la mano de Antonie Griezmann. Se trata de Mbappè. El jugador del PSG dijo que "tiene mucho talento y lo ha demostrado varias veces en este torneo", y le usó para teorizar sobre la juventud: "Quizás es importante tener en cuenta a los más jóvenes, porque no tienen experiencia, pero no le doy un trato especial sino que intento hablar con mis jugadores y él es uno de los 23". "Es un jugador clave y tiene claro lo que quiero de él", finalizó.