www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

5.244 EMPRESAS HAN HUIDO YA DEL SECESIONISMO CATALÁN

miércoles 19 de junio de 2019, 11:16h
Hay secesionistas sinceros. Los hay también que solo pretenden eludir la acción de la Justicia española que...

Hay secesionistas sinceros. Los hay también que solo pretenden eludir la acción de la Justicia española que les persigue por la corrupción que presidió su gestión política. Conviene no olvidar esta circunstancia que explica muchas cosas.

La política secesionista ha expelido de Cataluña 5.244 empresas. Por encima del millar han huido el último año asustadas por la actividad independentista, obsesiva e histérica, de Joaquín Torra. La herida que la gran fuga de empresas ha producido en el cuerpo de la economía catalana tardará muchos años en cicatrizar.

Desprovista del aliento de tantos millares de organizaciones empresariales, la Cámara de Comercio ha elegido como nuevo presidente a un conocido independentista: Juan Canadell. Los medios de comunicación públicos catalanes marginan los datos de la fuga de empresas que tan alarmante resultan para el progreso económico en aquella región española. Se está destruyendo el tejido empresarial más sólido, firme y próspero de España.

En Cataluña casi nadie habla de este asunto. Es un tema tabú. El secesionismo parece dispuesto a arruinar Cataluña con tal de mantenerse en su utopía. Joaquín Torra, el racista que escribió que “los españoles son bestias carroñeras, víboras, hienas con una grave tara en el ADN”, permanece impávido gastando a raudales el dinero público en la aventura secesionista, mientras crece la alarma ante el futuro de la economía catalana.

-No tiene importancia -decía Puigdemont-, algunas empresas que se pueden contar con los dedos de la mano se nos han ido. Que la providencia las ampare.

Y bien. Esa decena de empresas se acerca ya a las 6.000, lo que fragiliza el tejido empresarial catalán y compromete seriamente la prosperidad de Cataluña.