www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

125 HERIDOS y 51 DETENIDOS

Violentos disturbios y cargas policiales en toda Cataluña

Efectivos policiales durante los disturbios en la Delegación del Gobierno de Barcelona.
Ampliar
Efectivos policiales durante los disturbios en la Delegación del Gobierno de Barcelona. (Foto: EFE)
martes 15 de octubre de 2019, 23:43h
Barcelona, Tarragona, Gerona o Lérida han vivido batallas campales con cargas de antidisturbios, barricadas, palos, piedras, botellas, bengalas o petardos.

Gravísimos incidentes en las principales ciudades de Cataluña este martes debido a las protestas por la sentencia del Tribunal Supremo que ha condenado a los líderes del procés. Si el lunes el epicentro de las algaradas se situó en el aeropuerto de El Prat, este martes el foco se ha situado en el centro de la ciudad de Barcelona con violentos enfrentamientos entre los Mossos y los radicales separatistas, en los que 125 personas han resultado heridas y otras 51 detenidas.

La más importante de las manifestaciones tuvo lugar en Barcelona. Allí se han dado cita, según la Guardia Urbana unas 40.000 personas. Su objetivo: rodear a la sede de la Delegación del Gobierno en Barcelona, que se encontraba fuertemente blindada por las fuerzas de seguridad.

Ante la imposibilidad de acceder al interior de la zona vallada y al grito de "a por ellos" o "los Mossos también son fuerzas de ocupación", los separatistas lanzaron todo lo que tenían a mano contra los agentes: palos, botellas, bengalas, piedras, huevos, petardos...

Tras varias advertencias, los antidisturbios cargaron contra los manifestantes, deteniendo a tres de ellos y provocando que el resto se dispersase por las calles aledañas. Durante su lenta retirada, los independentistas fueron montando improvisadas barricadas todo el mobiliario que encontraban a su paso, para, posteriormente, prenderle fuego.

Los manifestantes más violentos subieron por paseo de Gràcia rompiendo escaparates y quemando contenedores de basura, cartones e incluso motocicletas. Las furgonetas de los Mossos recorrieron la avenida a gran velocidad para dispersar a los manifestantes y en varias ocasiones los agentes han descendido de los vehículos y actuaron contra los autores de los actos vandálicos.

Uno de los enfrentamientos más fuertes han tenido lugar en los Jardinets de Gràcia, donde han ardido barricadas y los agentes han utilizado sus defensas para dispersar a los jóvenes encapuchados. Por el momento, hay al menos 125 heridos (entre ellos, 57 mossos y 18 agentes de la Policía Nacional) y 51 detenidos.

Violencia en Gerona

Un grupo de los 9.000 manifestantes que, según Mossos y Guardia Urbana, participaron en la concentración frente a la Subdelegación del Gobierno en Gerona se encararon con la policía que protege ese edificio con lanzamiento de objetos contundentes.

Ese grupo de personas ha intentado arrancar las vallas que rodean el acceso a la sede gubernamental y ha roto la luna de una de las furgonetas de los Mossos d'Esquadra. Después de una advertencia por megafonía, la Policía Catalana ha realizado una carga y, de inmediato, lo ha hecho la Nacional con disparos de balas de goma.

Disturbios en Tarragona

Además, los Mossos cargaron contra un grupo de manifestantes encapuchados frente a la Subdelegación del Gobierno en Tarragona.

Los manifestantes que se han enfrentado a la policía participaban en la concentración convocada por el independentismo ante las sedes de la Delegación y Subdelegaciones del Gobierno en Cataluña y, en el caso de Tarragona, ha reunido a unas quinientas personas.

Los concentrados han permanecido durante un rato ante la sede de la Subdelegación del Gobierno, en la plaza Imperial Tarraco, hasta que un grupo ha comenzado a lanzar objetos y se han producido las cargas de los antidisturbios.

Cargas en Lérida

Los Mossos también han efectuado varias cargas ante el edificio de la Subdelegación del Gobierno en Lérida después que los manifestantes rompieran el el cordón policial.

Unas 6.000 personas han participado esta noche en la concentración ante la sede de la Subdelegación en Lérida, según datos facilitados por la Guardia Urbana, en el marco de las manifestaciones de protesta contra la sentencia del "procés" convocadas por el independentismo ante la Delegación y Subdelegaciones del Gobierno en Cataluña.

En un primer momento, los manifestantes han protagonizado un acto pacífico, no obstante, la tensión ha ido en aumento y, lo que había comenzado como una sentada, ha acabado con todas las personas de pie y con la quema de una bandera española.

Finalmente, algunas de las personas congregadas a las puertas de la Subdelegación del Gobierno han roto el cordón policial y los Mossos han cargado contra ellos con porras y haciendo circular las furgonetas a gran velocidad

"Orgullosos" de las manifestaciones

Antes, el presidente de la Generalidad, Quim Torra ha asegurado que los presos soberanistas están "orgullosos" de las protestas y que animan a la ciudadanía a seguir participando en las movilizaciones previstas en los próximos días. Quim Torra ha visitado este martes a los presos condenados en Mas d'Enric (Tarragona), Carme Forcadell, y Lledoners (Barcelona), Jordi Cuixart, Jordi Sànchez, Josep Rull, Joaquim Forn, Jordi Turull, Raül Romeva y Oriol Junqueras.

En este sentido, los presos han llamado a la ciudadanía a participar en las marchas convocadas por la ANC para este miércoles, y otros actos de protesta, según ha explicado Torra. El presidente de la Generalitat ha asegurado que los presos, tras leer la sentencia, "han multiplicado su indignación" y que han constatado que el juicio fue una "farsa" y una "pantomima", ha afirmado.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(2)

Foro(s) asociado(s) a esta noticia:

  • Violentos enfrentamientos entre Mossos e independentistas en el centro de Barcelona

    Últimos comentarios de los lectores (1)

    10463 | Pontevedresa - 15/10/2019 @ 20:37:53 (GMT+1)
    ¡Que nivelazo el nuestro¡ estamos a la altura de Hongkong, del París de los chalecos amarillos, de algunos países del cono sur americno, ya estamos alcanzando su mismo nivel de conflictividad, de lucha callejera, afortunadamente solamente en Cataluña. Allí esta vez no le pueden echar la culpa a la Policía y la Guardia Civil, son los antisistemas, okupas y niños de papá los que llevan dos días de jarana, cuando tendrían que estar arrodillados dándole las gracias al Tribunal Supremo por haber condenado con tanta suavidad a los golpistas aventureros que han puesto en semejante trance a Cataluña. Mi cercanía a todos los catalanes constitucionalistas que lo deben estar pasando fatal. ¡que horror tener que soportar a los torrefactos insoportables.

  • Normas de uso

    Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

    No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

    La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

    Tu dirección de email no será publicada.

    Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.