www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

ESTADO DE ALARMA

Un Consejo de Ministros dividido aplaza las medidas económicas al martes

Consejo extraordinario de ministros por el coronavirus.
Ampliar
Consejo extraordinario de ministros por el coronavirus. (Foto: Moncloa)
domingo 15 de marzo de 2020, 11:12h
Diferencias notables por la forma en la que se va a ayudar económicamente a los afectados por la crisis del coronavirus.

No era lo que se esperaba. Cuando toda España está unida en la lucha contra la contención del coronavirus, resulta que el Gobierno, el que se ha erigido en “autoridad competente” única de la situación, se encuentra más dividido que nunca. Desde todos los sectores se quieren conocer las medidas económicas que se van a aprobar y saber a qué deben atenerse, pero el Ejecutivo de Pedro Sánchez sigue demorando su contenido y ante una situación extremadamente delicada nos emplaza a todos al Consejo de Ministros del próximo martes.

Este sábado se vivió una reunión extraordinaria de ministros, con alguna falta y con otros que deberían haber guardado cuarentena, que se alargó por más de 7 horas con toda España a la espera de saber qué medidas se iban a tomar al decretarse el estado de alarma anunciado el día anterior, dejó bien a las claras que algo no funciona en el seno de ese Consejo de Ministros.

La diferencias entre Sánchez e Iglesias volvieron a ponerse encima de la mesa a cuenta del peso que “la parte morada” de la coalición tendría en este Gobierno excepcional para las próximas dos semanas. Al margen de no haber unidad de criterio por la capacidad de gestión que deberían poder tener algunas comunidades autónomas, el enfrentamiento más evidente se produce por la forma en la que se va a ayudar económicamente a la parte que resulte más afectada por esta crisis del coronavirus, con negocios cerrados y empresas con expedientes temporales de regulación de empleo.

Al parecer, la visión comunista y bolivariana del líder de Podemos, con la propuesta de nacionalización de empresas eléctricas, entre otras, provocó fuertes discusiones, lo que desde el Gobierno se ha denominado “debate enriquecedor”, pero no con el presidente socialista, como se podía esperar, sino con la ministra de Economía Nadia Calviño, y que hicieron demorar la presentación de esta parte de las medidas excepcionales por el estado de alarma hasta el martes.

De momento, este control gubernamental de competencias transferidas a las CCAA ha exacerbado los ánimos en Cataluña y País Vasco, con unos Quim Torra e Iñigo Urkullu tildando las medidas de 155 encubierto. La atención está puesta en las explicaciones y en los nuevos “juegos de artificio” de Pedro Sánchez para convencer a parte importante de que él esté en la Moncloa de que no se trata de aplicar el mencionado artículo.

No solo desde distintos sectores en España se está criticando la lenta respuesta del Gobierno, fuera de nuestras fronteras, la prensa internacional habla de la “respuesta vacilante” de Pedro Sánchez a la crisis sanitaria del coronavirus. El presidente dijo hace unos días que llevaba “un par de semanas” preparando plan de choque para atajar el problema. La realidad es que ante tanta demora a la hora de presentar y aplicar las medidas económicas y sociales nadie se lo cree.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.