www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

EN EL VATICANO

El Papa advierte a Sánchez del riesgo que corre un país cuando "se apoderan de él las ideologías"

El Papa junto a Pedro Sánchez y su mujer, Begoña Gómez.
Ampliar
El Papa junto a Pedro Sánchez y su mujer, Begoña Gómez. (Foto: EFE)
sábado 24 de octubre de 2020, 13:42h
Francisco aboga por "construir la patria con todos" y afirma que la política no está ligada a "maniobras" que no responden a un acto de servicio.

Con España al borde del segundo estado de alarma, Pedro Sánchez ha visitado este sábado, Falcon y Maserati mediante, al Papa en el Vaticano. El Sumo Pontífice ha subrayado ante el jefe del Gobierno español la importancia que tiene para un gobernante "construir la patria con todos" y le ha advertido sobre el "riesgo que corre un país cuando se apoderan de él las ideologías".

En una intervención de varios minutos ante la delegación española presidida por el jefe del Ejecutivo -inusual en este tipo de visitas-, el pontífice dijo que la labor de un gobernante tiene tres canales: "hacer progresar el país, consolidar la nación y construir la patria". "Construir la patria con todos", ha recalcado Francisco. Y ha advertido de que en este camino de construir la patria "siempre se encuentran coartadas", bien "disfrazadas de modernidad o de restauracionismo", movimientos "para que la patria sea lo que yo quiero y no lo que he recibido".

El Papa lanzó otro aviso: el del riesgo que corre un país cuando de él "se apoderan" las ideologías. "Es muy triste cuando las ideologías se apoderan de la interpretación de una nación, de un país y desfiguran la patria", ha observado. Recordando el libro "Síndrome 1933" del intelectual comunista Siegmund Ginzberg sobre la Alemania previa al nazismo, Francisco ha advertido de que "las ideologías sectarizan, deconstruyen la patria, no construyen": "Hay que aprender de la historia eso", ha aconsejado.

"En este libro, este hombre, con mucha delicadeza, hace un parangón con lo que está ocurriendo en Europa: 'cuidado que estamos haciendo un camino parecido'", ha alertado el Papa. El pontífice insistió en cualquier caso en la ardua labor que supone la actividad política en todos sus ámbitos, desde la elaboración de la leyes a las relaciones internacionales o incluso las "dificultades de entendimiento con los localismos". Francisco considera que la misión de los políticos "es una forma muy alta de la caridad y del amor". "No es cuestión de maniobras o de resolver casos, que todos los días llegan al escritorio de los políticos, sino de servicio", dijo.

El Papa despidió a Sánchez y la delegación española con un mensaje de cariño. "Me gratifica mucho (la visita) y les pido por favor que recen por mí. Y los que no rezan porque no son creyentes al menos mándenme buena onda que me hace falta", apuntó.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (5)    No(0)

+

2 comentarios