www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

CONGRESO

La ley audiovisual sale adelante con la abstención de PP y Unidas Podemos

La ley audiovisual sale adelante con la abstención de PP y Unidas Podemos
Ampliar
(Foto: EFE)
EL IMPARCIAL/Efe
jueves 26 de mayo de 2022, 20:53h

La ley audiovisual, que tiene en pie de guerra al sector del cine contra el PSOE por abrir la producción independiente a grandes corporaciones, según denuncian, salió este jueves adelante en el Congreso con 130 votos a favor, 83 en contra y 125 abstenciones.

Con los votos a favor de PSOE, PNV, Coalición Canaria, Partido Regionalista de Cantabria y Teruel Existe, la anunciada abstención del PP permitió dar luz verde a la iniciativa legislativa. De manera sorpresiva, Unidas Podemos también se abstuvo, desmarcándose por primera vez de una ley del Ejecutivo.

La iniciativa tiene como objeto "regular la comunicación audiovisual de ámbito estatal" y establecer "normas aplicables a la prestación del servicio de intercambio de vídeos a través de plataforma", todo ello "sin perjuicio de las competencias autonómicas y locales en sus respectivos ámbitos".

En su Título I, la norma establece los principios generales de la comunicación audiovisual, que deberá respetar la dignidad humana, los valores constitucionales y transmitir una imagen igualitaria y plural. Esta deberá, asimismo, establecer una imagen libre de estereotipos de las personas con discapacidad y promover "el conocimiento y la difusión de la lengua oficial del Estado y las lenguas oficiales de las Comunidades Autónomas y de sus expresiones culturales, contribuyendo al reflejo de la diversidad cultural y lingüística".

El proyecto de ley recoge, por otro lado, las normas que deben orientar la regulación del servicio de comunicación televisivo a nivel autonómico y estatal, estableciendo un marco jurídico básico para dicha prestación, así como el sistema para adquirir la condición de prestador del mismo. También se regulan las condiciones y duración para poder obtener una licencia para ofrecer comunicación audiovisual televisiva y se ofrecen previsiones para garantizar el pluralismo en el mercado.

También señala la obligatoriedad para los prestadores del servicio de comunicación audiovisual televisivo, ya sea lineal o a petición, de destinar el 5 % de sus ingresos a la financiación de obra audiovisual europea o contribuyendo al Fondo de Protección a la Cinematografía o al Fondo de fomento de la cinematografía y el audiovisual en lenguas cooficiales distintas al castellano.

De esta cuota, al menos el 70 % se deberá destinar a obras audiovisuales en español o en alguna de las lenguas oficiales de las Comunidades Autónomas. De esta cuota se deberá reservar, al menos, un 15 % para la producción de obras audiovisuales "en lenguas oficiales de las Comunidades Autónomas, teniendo en cuenta su peso poblacional" y, al menos, un 10 % "para cada una de ellas". Asimismo, se deberá reservar "un mínimo del 30 % a obras audiovisuales dirigidas o creadas exclusivamente por mujeres".

El PSOE rechazó la enmienda transaccional que han propuesto Unidas Podemos, Bildu y ERC para revertir la modificación técnica con la que los socialistas permiten a las televisiones o a cualquier otro operador producir contenidos, dentro de la cuota obligatoria reservada hasta ahora a la producción independiente.

Con ese cambio de palabra, aparentemente inocuo (“dicho” por “un”), los productores se habrían dado por satisfechos al mantener en sus actuales términos la obligación legal que tienen las televisiones de invertir un 5% de sus ingresos en la producción independiente.

Según los productores de cine y televisión independientes, esta norma les condena a la ruina, al equipararles con empresas vinculadas a las grandes corporaciones, y llevan toda la semana haciendo una campaña en la que incluso han pedido amparo al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez.

"Esta modificación impulsa una mayor concentración de la industria, en torno al duopolio actual (Grupo Atresmedia y Mediaset España) y las grandes plataformas multinacionales y, se aleja de la visión europea que pretende garantizar la diversidad cultural, promoviendo la existencia de un tejido empresarial independiente, regulando el ecosistema del audiovisual", lamentan.

Más de 350 creadores y trabajadores del cine y la televisión, entre ellos Pedro Almodóvar, Paco León, Icíar Bollaín o Antonio Resines, firmaron ayer un manifiesto de apoyo a las asociaciones de productores.

El manifiesto cuenta también con las firmas de Álex de la Iglesia, Gerardo Herrero, Maribel Verdú, Elvira Lindo, Jorge Guerricaechevarría, Carolina Bang, Carla Simon, Clara Roquet, Daniel Monzón, Jonás y David Trueba, Isaki Lacuesta, Gerardo Herrero, Isabel Coixet, Javier Fesser, Antonio De La Torre, Leticia Dolera, Santiago Segura, Paz Vega, Benito Zambrano, Fernando Colomo, Agustín Almodóvar o Eduardo Casanova.

Podemos se desmarca de una ley del Gobierno por primera vez

Unidas Podemos se ha desvinculado este jueves por primera vez de un proyecto de ley del Gobierno de coalición en lo que va de legislatura, al abstenerse en la votación la nueva ley audiovisual, que ha salido adelante en el Congreso con la abstención de la formación morada y también la del PP.

Se trata del primer proyecto legislativo del Ejecutivo del que se desvincula el partido que lidera Ione Belarra, que forma parte de la coalición de Gobierno, aunque en anteriores ocasiones UP sí ha votado de forma diferente al PSOE en otras proposiciones de ley que impulsan los grupos parlamentarios en las cámaras parlamentarias.

Fuentes de Unidas Podemos han asegurado a EFE que la abstención se debe a que el PSOE no ha tenido en cuenta a los productores audiovisuales independientes en la norma, lo que han considerado una deslealtad.

La diputada de Unidas Podemos Sofía Fernández ha dicho durante el debate que el texto tiene "muchas carencias en materia laboral", además de echar en falta un gesto hacia las mujeres.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (2)    No(0)

+
0 comentarios