www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

CHÁVEZ HACIA EL CASTROCOMUNISMO

miércoles 25 de junio de 2014, 17:32h
El caudillo bufón Hugo Chávez conduce a Venezuela hacia una fórmula de comunismo castrista. Los lectores de EL IMPARCIAL han tenido ocasión de leer más de una vez lo que vengo escribiendo desde hace mucho tiempo: el propósito de Chávez es implantar en Venezuela el comunismo y perpetuarse en el poder. En su ancianidad, Fidel Castro ha conseguido lo que siempre pretendió a lo largo de su tiranía de 50 años en Cuba: exportar el comunismo. Lo intentó en Granada, en Jamaica, en Nicaragua, en Perú, en Guatemala, en Chile... Fracasó en todos los sitios. Ahora, gracias a la devoción de Chávez y a los petrodólares, el castrismo se está propagando de forma cada vez más alarmante en media docena de naciones iberoamericanas.

     El ejército de asesores y activistas que Castro ha enviado a Venezuela está reconstruyendo paso a paso las fórmulas dictatoriales que el dictador cubano empleó para afianzarse en el poder. Al caudillo bufón no le falta ya nada y da la sensación de que se propone acelerar el proceso. La implantación del castrocomunismo en Venezuela supone la miseria del pueblo y la suntuosidad para la clase política comunista, como explicó muy bien Milovan Djilas, cuando los regímenes comunistas estaban en su apogeo.

     Ahora, no. Ahora, derrotados los sistemas comunistas en todo el mundo, solo quedan Cuba, Corea del Norte y alguna nación aislada, porque China se ha convertido de hecho en una dictadura capitalista. No será fácil desmontar a Chávez en Venezuela ni tampoco destruir las sombras que extiende sobre Bolivia, Ecuador, Nicaragua, El Salvador...

     Las democracias iberoamericanas, en fin, deben reaccionar y enfrentarse abiertamente a los procesos dictatoriales y comunistas que Chávez, alentado por Castro, ha desencadenado en la América hispana.

     
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.