www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

RUBALCABEAR

jueves 21 de febrero de 2008, 21:52h
Que Alfredo Pérez Rubalcaba es el político más potente con el que cuenta Zapatero es algo que todo el mundo sabe. Entre él y los mejores colaboradores del presidente hay una distancia considerable. Rubalcaba es un peso pesado de la política. Serio, honrado, gran dialecto, convincente, sencillo, espontáneo, el actual ministro del Interior acumula todas las virtudes que hacen de él un gran político, incluso un hombre de Estado.

Le sigo desde que se abrió la Transición gracias a la Monarquía de todos. He conversado con él muchas horas en momentos muy difíciles. Admiré siempre en él la lucidez, la rectitud del juicio, la capacidad anticipadora. Todavía recuerdo el excepcional discurso que pronunció cuando le otorgamos "La Razón de Oro" en un acto en el que se concentró el todo Madrid político, económico, cultural y deportivo.

La mano izquierda que tan hábilmente maneja este político socialista y su envolvente capacidad dialéctica me inspiraron un neologismo: rubalcabear. Las ligerezas, las frivolidades, las meteduras de pata de Zapatero se diluyen en Rubalcaba cuando el ministro se decide a rubalcabear.

Ahora se le han puesto las cosas difíciles. Frente a las solemnes declaraciones de Zapatero tras la salvajada de la T-4, afirmando que había concluido cualquier diálogo con Eta, el presidente consumió la gran mentira catedralicia con la que engañó al pueblo español. Y a Rubalcaba le tocó participar de alguna manera en la negociación política con Eta a través de la Fundación Henry Dunant que, según aseguran, ha recibido copiosa compensación económica por su mediación. No sé yo cómo el ministro va a rubalcabear lo que tan certeramente ha desvelado el diario El Mundo.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.