www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

EL CAUDILLO BUFÓN CHÁVEZ, EN ESPAÑA

sábado 12 de septiembre de 2009, 19:03h
Chávez aspira, como Franco, a convertirse en caudillo vitalicio de Venezuela. Para conseguirlo está aplicando los mismos métodos que han mantenido en el poder a su ídolo Fidel Castro desde hace 50 años. Continuador de la obra castrista pero con petrodólares, Chávez ha financiado las victorias de Evo de Bolivia, Correa de Ecuador, Ortega de Nicaragua y derrama su dinero, para extender el castrismo, en Perú, Honduras, Guatemala, México y otras naciones.

     Tirando la piedra y escondiendo la mano, el caudillo bufón ampara, protege, financia, justifica, muy diversos movimientos terroristas, sobre todo las FARC colombianas, grupo de terroristas a los que Chávez reconoce como “insurgentes”. Se ha aliado con Ahmadineyad de Persia, con Gadafi de Libia, con los viejos comunismos, todo bajo las directrices de Fidel Castro, el dios ante el que acude a postrarse de hinojos periódicamente a La Habana.

     He proporcionado datos que no han sido desmentidos sobre la relación de Chávez con la banda terrorista Eta. A pesar de esta circunstancia, que el Gobierno español tiene la obligación de aclarar, la cortesía diplomática exigía atender al caudillo bufón en su visita a España. El dictador embrionario se exhibió en todo su ridículo esplendor, repartiendo dones e impertinencias. Apestado Zapatero durante el mandato de Bush, la verdad es que el presidente circunflejo se sentía a gusto formando eje con Castro, Chávez, Evo y Ortega. Eso es lo que le pedía el cuerpo, rebajando la posición de España en el mundo internacional hasta los más bajos albañales.

      Aquí, en España, hay libertad de expresión a diferencia de lo que ocurre en la Venezuela de Chávez y por eso puedo escribir este artículo.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.