www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

GARZÓN, EN LA PICOTA

miércoles 10 de febrero de 2010, 13:14h
Son muchos los lectores de El Imparcial que me escriben para que me pronuncie sobre el caso Garzón. No he querido hacerlo hasta ahora porque estamos frente a un delicado asunto sub iúdice. Pero los lectores mandan.

     En los últimos años, Baltasar Garzón ha llevado a cabo, de forma valerosa e independiente, una firme acción judicial contra el terrorismo de Eta. Se ha ganado el agradecimiento de la opinión pública y el reconocimiento de los medios de comunicación más solventes. Hablando con claridad: Garzón se ha jugado la vida en defensa del interés general y en la aplicación independiente de la ley. A mí me parece admirable lo que ha hecho.

     Tras su paso atolondrado por la política, el Estado de Derecho le permitió regresar a su puesto en la Audiencia Nacional. Fue la ley, por tanto, la que le autorizó instruir un procedimiento durísimo contra el Gal, en el que estaban implicados algunos antiguos compañeros suyos del Gobierno. Los perfiles poco edificantes de esa instrucción no son incompatibles con los beneficios que para todos tuvo esclarecer el crimen de Estado.

     Tras recordar los méritos de Garzón, habrá que añadir que el juez no es un ciudadano impune y que si ha prevaricado deberá responder ante los tribunales de Justicia. Sobre Garzón se están instruyendo dos procedimientos que han disparado contra él acusaciones muy graves. Es necesario partir de la base de la presunción de inocencia y dejar a los magistrados que actúen. No me parece de recibo el linchamiento moral al que está sometido el juez. A Baltasar Garzón le han puesto en la picota. Y eso no es justo. Si el Tribunal Supremo se manifiesta en su contra, la sentencia será acatada por todos, no sin subrayar los méritos de Garzón en su actitud valerosísima frente a Eta.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.