www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

LA TRAMPA DE ZAPATERO CON LAS EMPRESAS PÚBLICAS

miércoles 01 de diciembre de 2010, 14:38h
Las trapisonderías, los engaños y los embustes de Zapatero en el mundo económico, que se intensificaron tras el escabeche de Pedro Solbes, se adornan con un pasaje menos conocido: el de las empresas públicas. En las tres Administraciones, central, autonómica y municipal, los socialistas, secundados con entusiasmo por algunos presidentes y alcaldes del PP, se han dedicado a crear empresas públicas y fundaciones para colocar en ellas a sus parientes, amiguetes y simpatizantes.
Cerca de 4.000 empresas públicas pagamos entre todos los españoles. En el año 2004 nos costaban 19.444 millones. En el 2009 más de 52.000 millones. Estas cifras aireadas ayer en el Congreso de los Diputados producen vértigo porque arañan el 5% del PIB.
Zapatero, él solito, ha incrementado el costo de las empresas públicas en la Administración Central en el 184% en los últimos seis años. Se trata de una trampa más del presidente dadivoso que nos ha endeudado hasta las orejas. En parte considerable tiene razón Angela Merkel. Dirigentes alemanes y franceses, ante las dudas que suscitan las cifras manejadas por Zapatero y sus continuos embustes, creen que es necesario arbitrar recursos para intervenir a España en los próximos meses.
La desconfianza en el presidente dadivoso se ha hecho total fuera y dentro de España ¿Adónde nos está conduciendo Zapatero? ¿Resistirá España un año y medio más de gestión zapatética? Sólo la convocatoria de elecciones anticipadas para marzo de 2011 podría despejar la tormenta que se avecina.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.