www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

ALFONSO USSÍA GOLPEA A TRINIDAD JIMÉNEZ

lunes 24 de enero de 2011, 12:05h
Los socialistas madrileños le hicieron una higa a José Luis Rodríguez Zapatero y derribaron a su paniaguada Trinidad Jiménez. La respuesta del presidente dadivoso fue fulminante. No queréis caldo, pues taza y media. El faro de la Alianza de las Civilizaciones encaramó a su protegida en el ministerio de Asuntos Exteriores. Para muchos su decisión ha supuesto una vergüenza para España. Trinidad Jiménez es incapaz de moverse en el alto mundo de la política internacional. Puede reírse a mandíbula batiente con Evo Morales pero ahí termina todo. Ya lo teníamos difícil pero con Trinidad Jiménez el papel de España en el mundo se ha desmoronado.
Y, claro, algunos comentaristas la han emprendido contra la paniaguada de Zapatero, desmenuzando sus errores, sus ineficiencias y sus incompetencias. Alfonso Ussía ha añadido además una crítica acerba a su sectarismo y, en un espléndido artículo, ha sintetizado la estupefacción y la irritación de la “Carrera”. Los profesionales de la diplomacia han sido arrumbados en los pasillos del ministerio o en puestos menores. Y los embajadores nombrados a dedo continúan creciendo de forma incontenible. “La ministra Jiménez, la eterna y sonriente perdedora en todo, está supliendo a los profesionales de la diplomacia por sus amigos y enchufados”, ha escrito Ussía. La irritación que la ministra produce se ha hecho general. La diplomacia española, dedicada siempre al servicio de España al margen de las ideologías, se está convirtiendo en un corralito al servicio de los intereses de la ministra y de sus compromisos personales.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.