www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

Dale Pitt Bull, dale

jueves 25 de agosto de 2011, 22:24h
Hay un fenómeno que me tiene subyugada desde hace un par de años. Es un rapero/cantante al que se conoce por Pitt Bull y es, hoy en día, el elemento imprescindible de cualquier canción de éxito que se precie. Todas las divas y divos del star system musical actual, desde Jennifer López hasta Enrique Iglesias., pasando porPaulina Rubio. o Shakira, le rinden pleitesía a este tipo calvo, rechoncho y bajito, que apenas canta, rapea malamente y que basa todo su arte en decir “dale” una y otra y otra vez en cada una de sus canciones, mejor dicho, de las canciones de los artistas con los que “colabora”. Pitt Bull ha hecho del featuring –colaboración- toda una filosofía de vida y gracias a él se ha hecho de oro. Es una especie de parásito musical que no sólo es recibido con gusto por sus huéspedes, sino que estos le requieren desesperadamente y le rinden pleitesía. Tengo un amigo que está indignado por ver como Jlo baila a los pies de Pit Bull en su último vídeo. mientras él tuerce el morro y se limita a balbucear una especie de trabalenguas que suponemos que es inglés. Con el consabido “dale” nos basta.

Que conste que Pitt Bull también se sabe manejar solo cuando hace falta. Su primer gran éxito en solitario fue “Tremendo culo”., que como su nombre indica, es una oda a los culos potentes y contundes, pura alegoría y poesía. Pocos artistas habrán hecho tanto para luchar contra la anorexia como Pitt Bull y Sus tetonas. Sus tetonas –tienen tanta presencia en el universo Pitt Bull que se merecen llevar mayúsculas- son un grupito de macizorras hipercurvilineas., en las antípodas del raquitismo imperante en las pasarelas, que le acompañan allá donde vaya. Él las maneja cuál Berlusconni y ellas se hacen las tontas, le miran con cara deseo y se restriegan contra él, pasando olímpicamente de la liberación de la mujer y demás mandangas feministas. Parecen inofensivas pero los expertos en la materia sabemos que disimulan y que en realidad se trata de letales amazonas capaces de matar a un hombre con sus propias tetas, perdón, manos.. Y es que Pitt Bull, que va de valiente y chulito, en realidad es un romántico blandito, que no sabe salir a la calle sin ellas.

Se siente muy inseguro. Pero a lo que íbamos. El segundo jit que le aupó definitivamente al Olimpo musical fue I Know You Want Me”., en el que da rienda suelta a su creatividad con frases para la historia como “tú tieneh la boca grande, dale ponte a jugar”.

Allá por la época del “Tremendo Culo” Pitt Bull se jugaba el palo de rapero pandillero latino. Hoy por hoy, ya más maduro, lleva un look pretendidamente refinado y elegante, siempre con zapatos chupamelapunta, pañuelos de dandy colonial y gafas oscuras con las que tapa unos ojillos azules que desvelan su corazoncito inseguro.

Siendo sinceros, Pitt Bull es un personaje de lo más abyecto, sí, lo sé. Sin embargo, lo confieso, me provoca una atracción inexplicable. Que conste que no se trata de algo sexual, ni mucho menos. No sabría calificarlo. Cuando lo veo en la TV no puedo dejar de mirarlo y, a pesar de que lo que aporta a las canciones en las que colabora suele limitarse a cuatro “dales” y a tres inteligibles estrofas, sólo el hecho de saber que es un featuring suyo ya como que me da más emoción. Si fuera sólo a mí a quien le pasa, pensaría que se trata de una parafilia personal. Pero veo que no, que medio mundo adora a Pitt Bull o, por lo menos, se deja mecer por sus “dales”, y que tolera y hasta disfruta de su rollo de chulo de tebeo.

De alguna forma todos sabemos que Pitt Bull es un gran timo, un bluf que ni se molesta en disimularlo, la caricatura de la caricatura; sin embargo, ahí está, forrándose a nuestra costa. Es el rey desnudo que alardea de su desnudez de una forma tan explícita que casi hasta parece que está vestido. Es el ladrón que te roba te tan buen rollo y con tanta desfachatez que te acaba pareciendo honrado. ¿Por qué? Supongo que en el fondo, a pesar de los pesares, ellos quieren ser como él y nosotras como Sus Tetonas. O eso, o es que el fin del mundo está cerca… ¡Dale!
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.