www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

TRÁFICO

Guía de Madrid Central: ¿a qué coches afecta? ¿en qué zonas?

Sara Cabrero
x
saracabreroelimparciales/12/4/12/24
sábado 17 de noviembre de 2018, 09:29h
Guía de Madrid Central: ¿a qué coches afecta? ¿en qué zonas?
Ampliar
(Foto: Efe)
Su puesta en marcha ya se ha retrasado hasta en cuatro ocasiones y aún sigue habiendo modificaciones.
La nueva ordenanza de Movilidad diseñada por Manuela Carmena se estrena en poco más de un mes y ni siquiera el Ayuntamiento de Madrid tiene claro cómo será el plan definitivo.
Para empezar, hace escasos días que el Consistorio aplazó por cuarta vez la fecha de estreno de Madrid Central. En principio, iba a ser el próximo 23 de noviembre, pero ante una "reivindicación especial" de la Confederación Empresarial de Madrid (CEIM), el equipo de Carmena decidió posponer su entrada en vigor hasta el viernes 30 de noviembre.
Precisamente era el día de su puesta en marcha uno de los principales reproches de los miembros de la oposición ya que, aseguran, afectaría enormemente al comercio. El 23 de noviembre coincidiría con la inauguración de la nueva Gran Vía, el Black Friday y el encendido de las luces de Navidad. Fechas en las que se espera una gran afluencia de personas por el centro y, en consecuencia, mayores ventas.

Madrid Central supondrá la mayor restricción al tráfico rodado en el centro de la capital

El portavoz del PP en Madrid, José Luis Martínez Almeida, advertía al Gobierno local de que si el año pasado los comerciantes perdieron –de media– un 30 por ciento de ventas por la semipeatonalización de la Gran Vía en la campaña navideña, "imagine lo que puede ser este año, con el cierre al tráfico en todo el distrito Centro".
Ciudadanos fue aún más severo y auguraba que Madrid Central sería la "ruina" de las pymes y los pequeños autónomos –independientemente de cuándo se decida su estreno–.
Fue Rita Maestre, portavoz del Ayuntamiento, quien anunció este retraso justo un día después de que la Comunidad de Madrid exigiera formalmente la suspensión "con carácter inmediato" del proyecto. Y, aunque no lo nombró de forma explícita, la petición del CEIM tenía que ver con la fecha prevista inicialmente para su implantación.
Madrid Central es una de las medidas ambientales de Ahora Madrid que más polémica ha suscitado hasta ahora. Las críticas llegaron desde que se planteó el nuevo modelo y no cesan ni en la oposición ni en numerosos colectivos.
Cambiará la forma de moverse por la ciudad y solo unos pocos privilegiados podrán circular como hasta ahora por el centro. En total, 472 hectáreas se blindarán al tráfico privado con el pretexto de reducir la contaminación y dar más protagonismo al peatón.
Comenzará en fase de pruebas y, por tanto, el Consistorio no multará todavía a quienes cometan infracciones. Las sanciones no llegarían hasta unos meses después: posiblemente en febrero de 2019.

Las limitaciones englobarán las actuales áreas de prioridad residencial de Letras, Cortes, Embajadores y Ópera, y sumará al completo los barrios de Justicia y Universidad, es decir, comprenderá casi la totalidad del distrito Centro. Estará delimitada por las calles Alberto Aguilera, glorieta de Ruiz Jiménez, Carranza, Sagasta, glorieta de Bilbao, Génova, plaza de Colón, Paseo de Recoletos, plaza de Cibeles, Paseo del Prado, plaza de Cánovas del Castillo, glorieta de Carlos V, Ronda de Atocha, Ronda de Valencia, glorieta de Embajadores, Ronda de Toledo, glorieta de la Puerta de Toledo, Ronda de Segovia, Cuesta de la Vega, Mayor, Bailén, plaza de España, Princesa y Serrano Jover.
Así, para mejorar la calidad del aire y reducir la necesidad de utilizar el coche, solo podrán acceder como hasta ahora a esta área los residentes y sus invitados –con un máximo de 20 autorizaciones al mes–; el transporte público; los coches de personas con movilidad reducida; los servicios esenciales; los titulares de plazas de garaje; los profesionales con limitaciones y los vehículos con etiqueta CERO emisiones (vehículos eléctricos) y ECO (vehículos híbridos). Por el contrario, los que tengan etiqueta B (vehículos de gasolina matriculadas a partir de enero de 2000 y diésel a partir de 2006) o C (vehículos de gasolina matriculadas a partir de enero de 2006 y diésel a partir de 2014), únicamente podrán entrar para aparcar en garaje privado, reserva o aparcamiento de uso público.

Ante los malos pronósticos, comercios y otros 40 colectivos ubicados en este distrito han formado la Plataforma de Afectados por Madrid Central. Desde su reciente creación, han remitido cuantiosas quejas al Ayuntamiento de Carmena. Problemas que los mandatarios no han previsto y que vecinos, empresarios, hoteleros, distribuidores, centros educativos… saben que son inminentes. Recurrir al Consistorio ha servido en alguna ocasión para revisar las restricciones y, finalmente, admitir alguna rectificación. Una de las últimas tuvo lugar hace tan solo una semana. Entonces, concedieron autorizaciones puntuales a los padres que llevan a sus hijos a colegios de la zona para acercarlos y recogerlos en coche hasta la puerta. Un cambio que los centros han recibido con recelo porque tendrán que tramitar hasta 300 autorizaciones y ello supondrá que un personal específico se dedique a estas labores de gestión

Madrid Central afecta a un área con 135.000 habitantes y más de 14.000 comercios, restaurantes y bares

Para controlar los accesos, 309 agentes reforzarán la vigilancia del perímetro de 08:00 a 23:00 horas hasta que se instalen todas las cámaras de seguridad necesarias. Las 472 hectáreas sin emisiones estarán patrulladas de lunes a jueves con 51 agentes en turno de mañana y 52 por la tarde. Los viernes se intensificarán las unidades. Así, por la mañana trabajarán en el control de los vehículos que entren a Madrid Central 75 policías, y por la tarde 78. En fin de semana, la vigilancia se relajará y trabajarán por la mañana 27 agentes, uno más que por la tarde.
Para ello, la Policía Municipal no aumentará su plantilla y solo redistribuirá a los agentes que ya realizan estas competencias por Madrid Central, aunque todavía no saben cómo –informan miembros de este cuerpo a El Imparcial–. "Una nueva idea disparatada de este equipo de Gobierno", denuncian desde el sindicato policial CSIT Unión Profesional, porque con "la realización de este servicio se verá afectado cualquier otro".
Pese a todas las advertencias, el Ayuntamiento de Manuela Carmena es firme y mantiene que su nuevo Plan de Movilidad se estrenará inacabado y sin saber aún si se reforzará el transporte público. De hecho, llevan meses con los preparativos a falta de colocar los últimos carteles informativos y repasar la doble línea roja que delimita el perímetro de esta futura área de acceso restringido.

Otras aplicaciones del distintivo ambiental de la DGT

Madrid Central es independiente del protocolo anticontaminación que se activará los días en los que los niveles de polución sean más altos. Así, cuando los índices de dióxido de nitrógeno superen lo estipulado, se tendrá en cuenta la tecnología del vehículo –según el sistema de distintivos ambientales de la Dirección General de Tráfico (DGT)– para permitir o no la entrada en Madrid.
Todos los coches y motos que accedan a la ciudad de Madrid, incluso los que provengan de otros municipios y regiones, deberán llevar obligatoriamente en un plazo de seis meses –el 24 de abril– estos distintivos ambientales. Los vehículos se diferencian por cuatro etiquetas en función de lo contaminantes que sean: B, C, ECO o CERO emisiones; dejando fuera a los más contaminantes: los matriculados antes del año 2000 o los diésel de antes de 2006.

El Ayuntamiento usará la etiqueta para aplicar su nuevo protocolo contra la contaminación, que desde su entrada en vigor, el pasado 8 de octubre, tiene cinco escenarios por altos niveles de contaminación de dióxido de nitrógeno. En el escenario 2 se impedirá circular a los que no tengan clasificación ambiental en el centro, en el 3 estos vehículos no podrán circular en toda la ciudad y en el 4 sumará a los de etiqueta B a la restricción, mientras que en el 5 solo se permitirá circular a los no contaminantes (CERO y ECO).
Aunque Madrid Central contempla que los residentes con vehículos sin etiqueta puedan circular hasta 2025, en el caso en que se active el escenario 2 o uno superior, todos los vehículos de este tipo –sin excepción– se verán afectados y se regirán según las normas del protocolo anticontaminación.

Los cinco escenarios de contaminación

Escenario 1: (primer día de activación y 1 día de superación con nivel de preaviso)
  • Limitación de velocidad a 70 km/h en la M-30 y los accesos a Madrid dentro de la M-40.
  • Recomendación del uso del transporte público.
Escenario 2: (2 días consecutivos con superación del nivel de preaviso o 1 día con superación del nivel de aviso)
  • Limitación de velocidad a 70 km/h en la M-30 y los accesos a Madrid dentro de la M-40.
  • Prohibición de estacionar en las plazas y horarios del SER. Solo pueden aparcar los vehículos CERO y ECO.
  • Prohibición de circular a los vehículos, incluidos ciclomotores y motocicletas, sin etiqueta ambiental de la DGT en la almendra central y en la M-30.
Escenario 3: (3 días consecutivos con superación del nivel de preaviso o 2 días consecutivos con superación del nivel de aviso)
  • Limitación de velocidad a 70 km/h en la M-30 y los accesos a Madrid dentro de la M-40.
  • Prohibición de estacionar en las plazas y horarios del SER. Solo pueden aparcar los vehículos CERO y ECO.
  • La prohibición de circular a los vehículos, incluidos ciclomotores y motocicletas, sin etiqueta se extiende a toda la ciudad.
  • Se recomienda la no circulación a los taxis que no estén en servicio, excepto los vehículos CERO y ECO.
Escenario 4: (4 días consecutivos con superación del nivel de aviso)
  • Limitación de velocidad a 70 km/h en la M-30 y los accesos a Madrid dentro de la M-40.
  • Prohibición de estacionar en las plazas y horarios del SER. Solo pueden aparcar los vehículos CERO y ECO.
  • Solo podrán circular por la M-30 y su interior los vehículos con etiqueta CERO, ECO y C, mientras que los B lo harán únicamente por el resto de la ciudad.
  • Prohibición de circular a los taxis libres, excepto los que tengan etiqueta CERO o ECO.
Escenario 5 (Alerta): (1 día de nivel de alerta)
  • Limitación de velocidad a 70 km/h en la M-30 y los accesos a Madrid dentro de la M-40.
  • Coincide con el nivel de alerta marcado por la Unión Europea al que nunca se ha llegado en Madrid.
  • Solo podrán estacionar en el SER los vehículos CERO.
  • A las medidas anteriores, se suma la prohibición de circular a los vehículos sin distintivo ambiental y a los B y C por toda la ciudad, reservada solo para los CERO y ECO.

Podrán seguir circulando: transporte público colectivo, servicios de emergencias, vehículos de profesionales cuya hora de inicio o de fin de jornada laboral esté fuera del horario de cobertura del transporte público previa autorización, limpieza y gestión de arbolado urbano; vehículos comerciales e industriales de distribución urbana de mercancías, y algunos vehículos especiales, como grúas, servicios funerarios, adaptados para la retransmisión de radio o televisión o vehículos blindados.

Podrán seguir estacionando: residentes, personas con movilidad reducida, vehículos autorizados como comerciales e industriales del SER con calificación ambiental CERO, ECO y C, y los B hasta el 31 de diciembre de 2020; estacionados en zonas reservadas para su actividad y autotaxis y vehículos de alquiler de servicio público con conductor que esté en servicio y su conductor esté presente, entre otras excepciones.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (2)    No(0)

+
0 comentarios