www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

crónica económica

Sí, los datos del paro son realmente buenos

martes 04 de junio de 2013, 21:19h
Los datos del paro de mayo son buenos. El Gobierno y varios miembros destacados del Partido Popular lo habían adelantado, para multiplicar el impacto del mensaje. Ese mensaje no es que haya habido un buen mayo para el empleo, sino que la situación en el mercado laboral está cambiando, a mejor. Y ese mensaje también es verdadero.

Si contamos los datos “en bruto”, tenemos que mayo cerró con 98.265 parados menos que el mes anterior. La situación no es así si descontamos los efectos del calendario: quítame una Semana Santa aquí para ponérmela allá, y otras variaciones que afectan a la evolución del mercado laboral, que es muy estacional. En esos términos, el paro sólo cayó en mayo en 265 personas. Acostumbrados a las malas noticias y a las buenas noticias que no lo son, ¿será este el truco que nos obligue a guardar el optimismo? No lo es.

Porque la evolución de un mes, con ser significativa, se puede complementar con la evolución de lo que va de año. Cojamos los cinco primeros meses de este año y de 2012. En 2012, el paro subió en 114.293 desempleados, mientras que en 2013 ha caído en 98.850. Vamos con la afiliación a la Seguridad Social: En el mismo período de 2012 el número de cotizantes creció en 38.243, mientras que en lo que va de año hemos ganado 187.575 afiliados. ¿Qué quiere decir eso? Que vamos a mejor.

Y eso que las circunstancias no lo ponen fácil. El decrecimiento intertrimestral fue del -0,4 por ciento tanto en el primer trimestre de 2012 como en el segundo. Tenemos sólo los datos del primer trimestre de 2013, y son francamente malos: una caída del -0,5 por ciento. El ministro de Economía, Luis de Guindos, ha dicho recientemente que los datos que ha recabado su departamento muestran una mejoría que debería reflejarse en el PIB del segundo trimestre de este año. No tendremos los datos hasta julio. Pero aunque sí parece que mayo pueda reflejar esa mejoría, la diferencia de los cinco primeros meses de los dos años no se puede explicar por ello. En resumen: El mercado laboral se porta mejor en una coyuntura de producción igual o peor.

El motivo de que ello ocurra es que la reforma de Bañez, taimada, corta, rácana, está empezando a funcionar. Los costes laborales caen. Lo hacen a un ritmo importante. No se puede cobrar, pongamos por caso, un sueldo de 40.000 euros anuales si generas 30.000. Eso, al menos, no se puede mantener a lo largo del tiempo. Si queremos que todo el mundo esté empleado, quien produce 30.000 tiene que tener un sueldo de esa cantidad para encontrar empleo sostenible. Y como lo que produce el país ha caído, los sueldos también tienen que hacerlo. Lo están haciendo, y el empleo se está recuperando.

Los datos seguirán siendo buenos en junio y julio. En agosto aumentará el paro; lo hace siempre. Lo importante es ver si estas tendencias se mantienen, como es probable que ocurra.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.