www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

Saénz de Santamaría, sobre el pacto: PP y PSOE representan al 84% de los españoles

El Gobierno aprueba el proyecto de Ley de Acción Exterior para una “mayor eficacia” a un “menor coste”

viernes 14 de junio de 2013, 14:36h
El Consejo de Ministros ha dado el visto bueno al proyecto de Ley de Acción Exterior, que convertirá a un grupo de “solistas sin partitura” en una “orquesta”, según ha explicado José Manuel García Margallo. Una “diplomacia del siglo XII” en un “entorno complejo” y tras varios e infructuosos intentos a lo largo de la democracia. Sobre el pacto PP-PSOE, Soraya Sáenz de Santamaría ha restado importancia al plantón del resto de grupos porque los dos principales, ha subrayado, representan al 84 por ciento de los españoles.
El Gobierno ha aprobado el proyecto de Ley de Acción Exterior, una cuenta pendiente en democracia ya que ninguno de los anteriores intentos, de distintos gobiernos, cristalizó finalmente en una norma. José Manuel García Margallo ya afirmó hace algunas semanas que el objetivo era dotar a España de una “diplomacia del siglo XXI”. Este viernes, en rueda de prensa tras el Consejo de Ministros, el titular de Exteriores ha hablado de una “orquesta” frente a un conjunto de “solistas sin partitura”.

Ha descrito un nuevo escenario, en el que América Latina gana peso y la balanza de poder empieza a decantarse por el Pacífico. Además, como ya había comentado en alguna ocasión, urgía cuantificar y poner en orden los recursos materiales y humanos más allá de nuestras fronteras. Con esto, la eficacia será mayor y los costes, menores, ha defendido. Según el ministro, “el cambio es tan radical” que necesita la “cooperación” de los ministerios, pero también de corporaciones autonómicas, ayuntamientos, sindicatos y, en general, de toda la sociedad. “No es un proyecto de Gobierno, ni de Estado, sino de país, de nación”, ha afirmado.

Junto a García-Margallo en la mesa, su compañero de Interior, Jorge Fernández-Díaz. También para confirmar la aprobación de un proyecto de ley ya descrito con anterioridad. En este caso, el de Seguridad Privada, llamado a establecer la “subordinación” y la “complementariedad” de esta con la pública. El sector emplea a 85.000 personas y mueve alrededor de 2.500 millones de euros al año, ha concretado una Soraya Sáenz de Santamaría con la voz tomada.

La modificación impondrá mayores controles a la actividad de los detectives, prohibirá el espionaje si vulnera la intimidad de las personas e impedirá a las empresas de seguridad realizar investigaciones privadas. Sólo los detectives privados podrán realizarlas “en relación a personas, hechos o delitos sólo perseguibles a instancia de parte”, lo que satisface a estos profesionales, preocupados en los últimos tiempos por la invasión de competencias y el intrusismo. El Gobierno se asegura también tener todo bajo control: estos detectives deben dar cuenta al Ministerio de los encargos encomendados, medios empleados y resultados obtenidos.

La vicepresidenta ha valorado positivamente el pacto entre Partido Popular y Socialista por una postura única en Europa pese al enfado de los grupos de oposición, que sienten que no han sido parte en la elaboración del texto de acuerdo y que sólo se les ha invitado para salir en la foto. Ha justificado la fuerza de la alianza en que una y otra formación suman en el Congreso un 84 por ciento de los representantes. “No me parece una cifra para hablar de soledad”, ha opinado.

A esto hay que añadir, ha continuado, “los temas –del texto- y su importancia”, como es el “desempleo juvenil”, el “flujo de financiación de la economía real” o la “consolidación del mercado interior”. Por tanto, el mermado consenso irá adelante con o sin el resto de grupos del hemiciclo.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.