www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

el carcelero de ortega lara obtuvo la libertad condicional el pasado verano

Interior investiga el estado de salud de Bolinaga para que la autoridad judicial tome la decisión oportuna

sábado 29 de junio de 2013, 14:53h
El ministro de Interior, Jorge Fernández, ha anunciado este sábado que la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias ha pedido un informe médico sobre la salud del etarra Josu Uribetxeberria Bolinaga, en libertad condicional desde verano de 2012 por un cáncer. Según el ministro, se ha requerido al equipo médico si se reafirma el pronóstico vital, que fue "determinante" para que quedara libre.
El Ministerio del Interior ha pedido al equipo médico que elaboró el pronóstico vital que permitió conceder la libertad condicional al etarra Iosu Uribetxebarria Bolinaga que le actualice su situación y aclare si se reafirma en el diagnóstico inicial. En declaraciones a los periodistas, Fernández Díaz ha anunciado esta decisión una vez que han transcurrido diez meses desde que Bolinaga obtuvo la libertad condicional después de que la Audiencia Nacional estimara, con base en informes médicos, que su cáncer renal no se podía tratar en la cárcel.

Según el ministro, la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias se ha dirigido al centro médico y al equipo médico que elaboraron el diagnóstico y el pronóstico vital de Bolinaga para que les informe sobre su situación actual y les aclare, en su caso, si se reafirman en el pronóstico inicial.

Fernández Díaz ha recordado que el pronóstico del equipo médico fue "determinante" para que la Audiencia Nacional acabara concediendo la libertad condicional a Bolinaga, condenado entre otros delitos por el secuestro del funcionario de prisiones José Antonio Ortega Lara. "Han transcurrido diez meses y es preciso saber si se confirma el pronóstico vital y su evolución", ha señalado Fernández Díaz.

Precisamente, esta misma semana la presidenta de la Asociación de Víctimas del Terrorismo (AVT), Ángeles Pedraza, ha expresado al presidente de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional, Fernando Grande-Marlaska, y al fiscal jefe, Javier Zaragoza, su indignación por la evolución del caso y ha pedido que se revoque su libertad condicional.

De hecho, el Colegio de Médicos de Madrid concluyó en un informe que el tratamiento del cáncer de Bolinaga "no parece que sea imposible de realizar en un centro penitenciario con traslados eventuales al hospital, de la misma manera que si el paciente estuviera en su domicilio". El pleno de la Junta Directiva del Colegio de Médicos -compuesto por trece médicos- emitió en junio este dictamen en un acuerdo en el que archivó la denuncia que interpuso la asociación de apoyo a los presos de Eta Jaiki Hadi contra la médico forense de la Audiencia Nacional Carmen Baena por el informe en el que sostuvo que el cáncer de Bolinaga podía tratarse en prisión.

En septiembre del año pasado, la forense Carmen Baena entregó un informe solicitado por la Audiencia Nacional sobre la salud del etarra enfermo de cáncer después de que el Hospital Donostia le remitiera nuevos datos sobre el historial médico del recluso que había pedido. En dicho informe, Baena ratificó en la Audiencia Nacional las conclusiones de su primer análisis en el que consideró que la vida de Uribetxebarria no corría riesgo patente.

En enero de este año, Prisiones remitió al Juzgado de Vigilancia Penitenciaria de la Audiencia Nacional un vídeo con declaraciones del etarra para que investigue si ha incumplido alguna de las reglas de conducta que le fueron impuestas para concederle la libertad condicional.

Miembro de Eta condenado en 1998 a 32 años de cárcel por el secuestro del funcionario de prisiones José Antonio Ortega Lara, liberado el 1 de julio de 1997 tras permanecer 532 días en poder de sus captores, Bolinaga también ha sido condenado, entre otros delitos, por participar en el asesinato de tres guardias civiles y por el secuestro del industrial Julio Iglesias Zamora.

En agosto de 2012 Bolinaga pidió su excarcelación por padecer cáncer terminal, después de que Instituciones Penitenciarias decidiera su trasladado de un centro sanitario de referencia de la cárcel de León, donde se encontraba ingresado, al Hospital Donostia de San Sebastián, centro sanitario de referencia de la cárcel de Zaballa (Álava). El 10 de agosto Bolinaga inició una huelga de hambre, a la que se unieron más de un centenar de presos etarras, y que abandonó quince días después aconsejado por su médico.

El 17 de agosto Instituciones Penitenciarias concedió a Bolinaga el tercer grado penitenciario una vez estudiada la propuesta de la Junta de Tratamiento de la cárcel de Zaballa, donde le diagnosticaron metástasis del cáncer de riñón. El Ministerio del Interior concluyó que dada la "indudable gravedad de la enfermedad", así como las características del tratamiento, la ley prevé poder acceder a la libertad condicional. El 30 de agosto, el juez de la Audiencia Nacional José Luis Castro le otorgó la libertad condicional.

Esta medida fue recurrida por la Fiscalía de la Audiencia Nacional, que pidió que se revocara y quedara sin efecto su excarcelación, al considerar que su vida "no corre un riesgo inminente" y no consta su arrepentimiento. Finalmente, el 12 de septiembre de 2012 la sección primera de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional rechazó el recurso de la fiscalía y confirmó la libertad condicional del etarra, quien permanecía ingresado en el Hospital Donostia de San Sebastián.

El auto de la Audiencia Nacional confirmó su libertad condicional al estimar que existe un "peligro patente" para su vida de forma clara, evidente y manifiesta", y que todos los informes médicos coinciden en que su padecimiento es "muy grave e incurable". El 23 de octubre Bolinaga salió del hospital Donostia para dirigirse a su domicilio en Mondragón (Guipúzcoa).
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.