www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

La ONU no puede con Siria

domingo 26 de enero de 2014, 08:21h
Gobierno y oposición siria siguen con sus posturas totalmente enfrentadas en Ginebra. De momento, no hay acuerdo de mínimos que permita un alto el fuego temporal para facilitar la entrada de ayuda humanitaria en zonas controladas por los rebeldes, como Homs, punto éste prioritario para el mediador internacional de Naciones Unidas y de la Liga Árabe, Lajdar Brahimi. Todo ello se produce con las nuevas revelaciones sobre torturas y asesinatos llevadas a cabo por el régimen de al Assad y documentadas por la ONU sin que, de momento, la constatación de semejantes atrocidades haya tenido resultado alguno.

Nada parece detener la sinrazón que se ha adueñado de Siria. Los continuos ataques contra población civil perpetrados por el ejército de Bashir al Assad desde que se iniciara el conflicto en el país han acabado con la vida de miles de personas. Por su parte, los islamistas no vacilan en atacar ni a las fuerzas gubernamentales ni a las milicias opositoras, en lo que sin duda se está convirtiendo en una guerra de todos contra todos. Una guerra en la que Bashir al Assad es quien lleva las de ganar, por cuanto es el que mejor pertrechado está y quien cuenta con el apoyo de Rusia e Irán.

Nada volverá a ser igual, con o sin Bashar al Assad, aunque su futuro al frente del país se antoja una posibilidad poco realista. Y Rusia lo sabe, o debería saberlo. A estas alturas, resultaría muy poco viable sostener en el poder a alguien que ha sumido a Siria en una guerra fratricida que se ha cobrado ya más de 60.000 víctimas y un número indeterminado de desplazados. Moscú se empeña en mantener a su principal aliado en la zona, sin calibrar que el rechazo que genera entre sus propias gentes le convierte en un títere devaluado. Si la oposición consigue unirse y logra derrocarle -algo que cada vez parece más improbable- , no olvidará de qué lado estuvo Rusia. Y eso es algo que Putin debería valorar, antes que seguir amparando a un genocida y dándole balones de oxígeno en Ginebra.


¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios