www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

El atentado de Kabul

EL IMPARCIAL
sábado 12 de diciembre de 2015, 01:08h
El ataque perpetrado ayer por los talibanes contra la embajada española en Kabul ha producido varios heridos y la muerte de un policía español. Según Mariano Rajoy, dicho atentado no tenía como objetivo la legación española sino una casa de huéspedes cercana, aunque hay una cuestión más relevante que todo ello: la amenaza terrorista y su dimensión global.

A buen seguro, este hecho entrará con fuerza en campaña. Desgraciadamente, es lo habitual: que la izquierda utilice su peor demagogia cada vez que algún policía o militar español es herido en acto de servicio fuera de nuestras fronteras. Las motivaciones de este último ataque talibán no difieren mucho de las de los atentados de París o Túnez. De ahí que resulte crítico extremar las medidas de prevención -parece que los servicios de inteligencia ya habían alertado que algo así podía pasar- y, al mismo tiempo, reforzar la seguridad allí donde sea preciso.

Los talibanes no han atentado contra la embajada por la presencia española en Afganistán, sino porque su única motivación es la terrorista, con independencia de otro tipo de consideraciones. Poco importa que el objetivo esta vez haya sido español: según la lógica del fundamentalismo islámico, todo es susceptible de ser atacado. La presencia española en el extranjero es fundamental, y así debe seguir entendiéndose por parte de la clase política, sin demagogia alguna.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(1)

+
0 comentarios