www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

Puesta en marcha de la policía de fronteras

viernes 07 de octubre de 2016, 12:54h
A finales del pasado año, la Unión Europea (UE) anunció la creación de un cuerpo de policía de fronteras y costas. Actuando con una rapidez inusual en los tiempos habituales que suele emplear la UE, ahora se ha puesto en marcha, formado por 1.500 agentes, preparados para intervenir rápidamente en situaciones críticas y complicadas. Igualmente, la Agencia de la Guardia Europea de Fronteras y Costas llevará a cabo análisis de riesgos con un propósito preventivo. El primer despliegue del nuevo cuerpo se ha realizado en la frontera entre Bulgaria y Turquía, reforzada ya con cerca de doscientos agentes.

La medida es positiva y, sin duda, sus ventajas son mayores a sus posibles inconvenientes. Si queremos salvaguardar el espacio Schengen ha de reforzarse el control de las fronteras exteriores, como bien señalaron las autoridades comunitarias cuando se planteó la creación de este cuerpo. Es un hecho que Europa debe hacer frente a la cuestión migratoria sin olvidar la solidaridad pero no cayendo en demagogias y populismos que finalmente ni siquiera benefician a quienes se pretende ayudar. La política respecto a la emigración no puede ser un mero brindis al sol sino que ha de tener muy presente la realidad.

Y la realidad es que, aunque la crisis de los refugiados es la que más ha avivado la situación, no es ni mucho menos la única. No podemos engañarnos, sino ser muy conscientes de que hay millones de personas procedentes de Estados fallidos que emigran masivamente a Europa en busca de un futuro mejor. Esa búsqueda resulta muy comprensible y no se puede abandonar a su suerte a millones de seres humanos. Pero la solución no es la entrada masiva en Europa, sino que habría que encontrarla por otros cauces, y no es el menor el de conseguir y apoyar que no tengan que salir de sus países.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (4)    No(0)

+
0 comentarios