www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

Y DIGO YO

Barcelona: podía pasar y pasó

Javier Cámara
x
javiercamaraelimparciales/12/12/24
jueves 17 de agosto de 2017, 20:49h

Estábamos avisados. Sabíamos que podía pasar y ha pasado. Nos habían dicho que los lugares concurridos en los que es posible el tráfico rodado eran objetivo de los terroristas con ganas de cometer una atrocidad y los peores augurios se han confirmado. Piden que se mantenga la calma. No es fácil.

Muertos en la calle. Atropellados. Una persona –o dos, da igual– alquila una furgoneta y arrolla a los felices viandantes, turistas y vecinos, que disfrutaban de la tarde por la bella ciudad de Barcelona. Así de fácil. Así de complicado evitarlo. Todo esto no es nuevo. ¿Alguien puede garantizar que los medios que se están poniendo sirven para algo?

Los problemas son los de siempre. Difíciles de atajar. Imposibles de solucionar a corto o medio plazo. Pero, ¿realmente se está haciendo algo para evitar la radicalización de inmigrantes en España? ¿No se iban a colocar bolardos y vallas de hormigón para evitar precisamente que vehículos puedan invadir las zonas peatonales con especial aglomeración como, por ejemplo, la de las Ramblas?

El ciudadano quiere saber, necesita saber, que se hace algo, que no nos vamos simplemente a quedar, una vez más, en los debates habituales sobre la gestión que se hace de los inmigrantes, que si son muchos y sin control, que si el Islam y los musulmanes y el yihadismo, que si tienen que morir más personas para que se haga algo distinto, que si hipoteco en Internet mi privacidad en aras de más seguridad. Todo esto no hace más que generar odio, pero no hay más respuestas que satisfagan esa necesidad de sentirse protegidos.

Hay que hacer algo y hacerlo ya. Pero no solo en España. Europa y medio mundo necesita que los atentados yihadistas dejen de ser la tónica general todos los días. Nos duele especialmente cuando sucede cerca, sin embargo hay ataques –dicen que religiosos, en nombre de su dios– constantemente.

No seré yo el que culpe al Gobierno de un ataque como el de hoy, aunque sí se puede responsabilizar a todos los gobiernos e instituciones internacionales de que no sean capaces de defender a los ciudadanos después de muchos ataques. ¿Solo nos queda resignarnos?

Nada más que honrar a nuestras víctimas, esperar que se recuperen de forma satisfactoria los heridos y que reciban su castigo los miserables que lo han hecho. Todo el apoyo y ayuda a la policía y cuerpos de seguridad.

Otra vez, cuánto dolor.

Javier Cámara

Periodista

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (5)    No(0)

+
0 comentarios