www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

PODEMOS

Lío en Podemos: las comisiones de garantías se rebelan contra Iglesias

Lío en Podemos: las comisiones de garantías se rebelan contra Iglesias

EL IMPARCIAL
jueves 31 de agosto de 2017, 21:39h
Denuncian los nuevos estatutos impuestos por la directiva del partido.

Las aguas del partido populista bajan turbias. Otra vez. En este caso, el problema interno se ha generado hace unos días, cuando la dirección que lidera Pablo Iglesias impuso un nuevo paquete de estatutos para la formación morada en la que se contemplaban sanciones directas y un nuevo régimen disciplinario para aquellos miembros que filtren información endógena. El conflicto se ha desatado porque dicha reglamentación no figuraba en los documentos aprobados en Vistalegre II.

Esta vuelta de tuerca y golpe de efecto ha hecho saltar a las comisiones de garantías autonómicas de Podemos, que han exigido que se revoque dicha maniobra. Sobre todo después de que este miércoles se decidiera, desde la cúpula, inhabilitar a la presidenta de la Comisión de Garantías estatal, Olga Jiménez.

Tal decisión, argumentada por la dirección nacional como una respuesta disciplinaria debido a que se ha "excedido" en sus funciones, ha sabido a censura central a los órganos que velan por el buen funcionamiento interno del partido. En concreto, se toma la inhabilitación como un intento por silenciar al departamento crítico con el movimiento que está tratando de impulsar el equipo de Iglesias. Es por ello que las comisiones autonómicas se han rebelado.

Lo han hecho emitiendo un comunicado en el que piden que se revoque los nuevos estatutos aprobados y rehabilite a la presidenta de la Comisión de Garantías estatal. Estos son los dos puntos principales extraídos de la reunión federal de comisiones -con representación de doce de las dieciséis autonómicas- mantenida este jueves. En ella, según se explica, se ha abordado "la crisis ocasionada por la reforma de los Estatutos" del partido.

Además, el órgano ha publicado que considera como "nulos de pleno derecho" los estatutos aprobados e insta al Consejo de Coordinación Estatal -el órgano colegiado para las tareas de carácter político y coordinación interna- a anular tales estatutos y revoque el expdiente abierto contra Olga Jiménez. No obstante, las comisiones han denunciado "presiones" sufridas para permitir que la puesta en práctica de los nuevos estatus fluyera sin obstáculos.

La petición de nulidad de los estatutos por parte de la Comisión de Garantías estatal incendió un conflicto ue ha desnudado otra fractura interna en Podemos. Esa resolución, firmada por Olga Jiménez, fue denunciada por tres miembros del comité, Argiro Giraldo, María del Rosario Rodero e Isabel Serrano. Entre las quejas emitidas por Jiménez figuraba, también, la nueva composición del Comité de Garantías propuesta por la dirección, que contemplaba pasar de cinco miembros titulares y cinco suplentes a diez miembros cuyo voto valga lo mismo.

Incluso se denunció el caso de la aplicación de inhabilitaciones (de entre seis meses y dos años) como consecuencia de la publicación de "noticias falsas". A esta corriente se habían sumado, la pasada semana, las federaciones de Podemos de Madrid, Cataluña, Comunidad Valenciana, Navarra y La Rioja y, a título personal, también lo hicieron otros 45 dirigentes autonómicos y locales, pertenecientes a los distintos comités de garantías del partido.

El oficialismo del partido, por su parte, se ha limitado a exponer, a través de la portavoz de Unidos Podemos, Irene Montero, que la Comisión de Garantías es un órgano independiente que "vela" por el cumplimiento de las decisiones orgánicas que Podemos tomó en Vistalegre II. Todo se está haciendo "conforme a las decisiones colectivas", sentenció una portavoz que zanjó el caso resaltando que "creo que eso es lo importante. Lo que nos toca a los responsables políticos es respetar a los órganos que tienen que hacer su trabajo de forma independiente"

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+
0 comentarios