www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

FÚTBOL

Serie A. Escándalo en Italia: ¿quién es, realmente, el dueño chino del Milan?

No tiene empresas a su nombre y estafó a más de 5.000 personas un total de 57 millones de euros.

Li Yonghong es el nombre con el que un ciudadano chino pagó 740 millones de euros en agosto de 2016 para tomar el timón del Milan y dar carpetazo al mandato de Silvio Berlusconi. No aterrizó en la presentación del nuevo equipo en helicóptero como hizo el dirigente italiano en los 80, pero sí lideró el gasto del Bel Paese en fichajes para tratar de reflotar al coloso rojinegro desde esta temporada, con la contratación de Bonucci -de la Juventus- como golpe de efecto. Pero a estas alturas, en noviembre, viajan en la séptima plaza, el despido del técnico Montella es un fantasma que no cesa y las dudas han contaminado a una tribuna ya desalentada tras una década de decrepitud.

Pues bien, lo que no imaginaban los tiffosi rossoneri es que la identidad de su propietario asiático está en cuestión. Como si la decepción de no ver cuajar un proyecto ilusionante después de una travesía por el desierto notable no bastara, ahora ha amanecido un escándalo fuera del verde, en a cúpula del club. Y las informaciones que han dejado sin habla a los aficionados al calcio en general han arribado desde el New York Times.

La publicación estadonidense publicó en estos dias un informe en el que se ha destapado el verdadero pelaje del presunto empresario chino que hizo fortuna con un imperio minero. Según el reportaje, Li Yonghong no tiene a su nombre las minas de Fuquan de las que presume. No obstante, la explotación -sita en la provincia de Guizhou- que sostenía la presunta fortuna del renovador del Milan es propiedad de la compañía Guangdong Lion Asset Management, que ha tenido cuatro dueños en dos años, pero ninguno de ellos es el propietario de uno de los aristócratas del fútbol europeo.

Lo único que le une a tal compañía minera, según la justicia china, es un litigio por el que Li Yonghong aseguró -en 2015- ser víctima de un préstamo no satisfecho relacionado con una empresa relacionada con Guangdong Lion Asset Management. Según ha relatado el medio de comunicación en su pesquisa, entre Li Shangbing y Li Shangsong, los dueños de la minera, sólo el segundo negó conocer al máximo mandatario milanista.

Los registros expresan que en 2016 estos dos empresarios vendieron la compañía a Li Yalu a coste cero. Y meses más tarde Li Yalu vendió la mitad de Guangdong Lion por cero yenes a Zhang Zhiling. Pero China todavía investiga para poder probar los nexos entre Li Yonghong y Li Shangbing. Lo que es una certeza es la creación de dos empresas con similar nombre (Sino-Europe Sports Asset Management y Sino-Europe Sports Investment Management Changxing Company), en días muy cercanos y en el mismo edifició de la urbe Huzhou. Y Sino-Europe Sports Investment participa en el accionariado del Milan. El problema es que la sede de dicha compañía está cerrada. Hay gusanos en las papeleras, el desorden es total en el interior del local y hay colgado un cartel de "se alquila".

Finalmente, The Shanghai Securities News redondea el paisaje exponiendo al público que Li Yonghong se asoció 2005 con otras dos empresas para estafar 57 millones de euros a más de 5.000 inversores. Lo hizo a través de la compañía familiar Guangdong Green River. El padre y el hermano del dueño del Milan fueron metidos en prisión por ello, quedando Li sin rasguños del entuerto. Y, en 2013 fue multado con 76.000 euros incurrir en fraude fiscal y no declarar por un negocio de tipo inmobiliario valorado en 43 millones de euros. A pesar de la oscura sospecha que se cierne sobre él, no quiso atender al New York Times y sólo un portavoz de la entidad milanista expuso que la estafa ocurrió porque no conocía bien las leyes.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.