www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

DESAFÍO SECESIONISTA

El Govern usó 'miles' de datos personales para el censo del 1-O
Ampliar

El Govern de Puigdemont usó "miles" de datos personales para el censo del 1-O

martes 20 de febrero de 2018, 22:21h
Así lo atestiguan las pesquisas realizadas por la Guardia Civil.

La Guardia Civil ha remitido este martes un informe al juzgado de instrucción número 13 de Barcelona en el que ofrece las conclusiones sobre su investigación relativa a los datos usados para confeccionar el censo que dio cobertura a la consulta ilegal del pasado 1 de Octubre en Cataluña. Pues bien, en ese estudio se extrae que el Departamento de Trabajo de la Generalidad utilizó "los datos de miles de personas" en un ejercicio que ha "vulnerando los principios básicos" de la privacidad.

El texto enviado al titular del juzgado sobre los preparativos del referéndum separatista está basado en las pesquisas realizadas a través de las tarjetas censales y certificados de miembros de mesa electoral que fueron intervenidos cuando el instituto armado se presentó un la empresa de mensajería Unipost.

Según el recuento referido, el Govern dirigido por Carles Puigdemont habría generado 45.250 cartas que "se pretendían repartir como certificadas" para nombrar a los componentes de las mesas electorales del 1-O. Esas misivas fueron interceptadas por las autoridades y, además, se realizó la incautación de 5,3 millones de cartas de censo electoral que se habían preparado para ser repartidas como ordinarias. Unipost, que se encuentra en concurso de acreedores, se ha demostrado que facturó un total de 979.661 euros a las consejerías de Economía, Trabajo, Presidencia, Salud y Cultura de la Generalidad.

El informe esclarece que "se han utilizado los datos de miles de personas" para efectuar la designación de los miembros de las mesas electorales,. Así consta en el archivo incautado a David Palanques, trabajador del Departamento de Trabajo investigado por los preparativos del referéndum. Bajo el título "Modelo de comunicación a miembro de mesa electoral", ese archivo se cree que fue creado por el ex secretario general de la consejería Josep Ginesta.

Los datos mencionados fueron entregados por la Generalidad "a una entidad privada, vulnerando los principios básicos de custodia, almacenamiento y control de datos personales", según ha comprobado la Guardia Civil. Además, se ha advertido un "manipulación" de los certificados que acompañan las cartas intervenidas a Unipost. El institudo armado ha constatado que se ha "simulado la autenticidad de ese documento público para hacer creer a los destinatarios que se trataba de una comunicación oficial, por parte de la Generalidad, a las designaciones para componentes de mesas electorales del 1-O".

"Hecho este no baladí, pues los responsables intentaron transmitir la imagen de que se trató de unos comicios legítimos con todas las garantías", añade el estudio presentado ante el juez. Y es que el 29 de enero se realizó un cotejo de unas cartas elegidas al azar que correpondían a la documentación incautada a Unipost. Los datos de esa muestra coincidían con los del archivo que se intervino en el despacho profesional de David Palanques en el Departamento de Trabajo, con el nombre sorteig (sorteo).

A estas alturas, la Guardia Civil cree que hubo "un concierto entre actores públicos y privados" con el que el Govern de Puigdemont trató de materializar el referéndum del 1-O y "declarar la independencia de Cataluña en el Parlament". Por ello, se pide al juez que requiera a Caixabank la información sobre los pagos recogidos en las facturas relacionadas con el brete. Unos documentos que forman parte del epígrafe "Resumen Campaña Generaldad". El instituto armado considera que pudieron servir para costear el envío de la correspondiencia relacionada con la consulta ilegal. Y, finalmente, se reclama que la Interventora General de la Generalidad aporte la justificación de los pagos a Unipost.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (2)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.