www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

FÓRMULA UNO

GP de Japón. Hamilton ya toca su quinto Mundial ante el caos de Vettel

EL IMPARCIAL
domingo 07 de octubre de 2018, 15:52h
El británico ganó, el germano fue sexto y el campeonato queda virtualmente sentenciado.

No empezó bien el fin de semana para Ferrari. Su estrategia equivocada en la clasificación alejó a Sebastian Vettel de la primera línea, obligándole a remontar desde el octavo peldaño, tiendo por delante a Max Verstappen y a los dos Mercedes en punta. Y acabaría este domingo el germano ciertamente desquiciado y resignado. Porque todo lo que pudo salir mal, salió mal. Tanto fue así que al tiempo que Lewis Hamilton festejaba su triunfo 71 en Fórmula Uno, el noveno del año y el quinto en Japón, 'Seb' acabó fuera del podio, en una sexta posición que no le vale de nada en la pugna por el Mundial.

Este fue el testimonio que ofreció, enfadado, a término de la prueba: "Hoy no sólo no conseguimos reducir diferencias, sino que ahora son mayores. Y no hace falta ser un genio para saber que si las cosas van así, son otros las que recogen las ganancias en su regazo. En las últimas vueltas no había nada que hacer. No ha sido una carrera emocionante para mí. Hoy, al final, lo único que intenté es acabar la carrera y lo logré. Lo hizo, pero con una desventaja con el británico que se ha disparado hasta los 67 puntos, con sólo cuatro Grande Premios en disputa.

Cabe reseñar que si bien el sábado pifiaron su equipo y él, en esta jornada dominical buena parte de su caótico desarrollo la tuvo el neerlandés Verstappen. O así lo arguye Vettel. Y es que en la primera vuelta ya viajaba en la cuarta plaza. Pero un toque con el piloto de Red Bull le sacó de pista y obligó a remontar desde el fondo de la parrilla, convirtiendo la prueba en una tortura, pues sus opciones de llegar a subirse al cajón se transformaron en mínimas.

Esta es la visión del germano sobre el incidente que le sacó de circulación en Suzuka: "Después del 'safety car' (coche de seguridad) estaba más cerca de él y pensé que podía intentarlo, pero él me vio y defendió bien su trayectoria. Pero había sitio. Y no me lo dejó. Creo que él se daña a sí mismo con estas cosas y que haya seguido (en carrera) no es correcto. No me merecí lo que me pasó. Luego, lo único que me quedaba ya era acabar la carrera". "Pero, él (Verstappen) siempre causa problemas. Hoy le pasó lo mismo, antes que conmigo, con Kimi (Raikkonen). Cada uno puede hacer lo que quiera... en fin", criticó, resignado.

Sea como fuere, la placidez de Hamilton y Valtteri Bottas en cabeza no se vería perturbada, al tiempo que Ferrari se topó con el punzante muro llamado Verstappen, que finalizó en la tercera plaza. Así, Lewis tiene ya a tiro su quinto Mundial, una marca de otra época que le coloca a la altura del argentino Juan Manuel Fangio. El defensor de la 'pole' gozará de oportunidades para zanjar el campeonato desde el próximo Gran Premio (Estados Unidos). Vettel firmaría la vuelta rápida en el último giro, pero el riesgo tomado le costó caro.

"Me divertí muchísimo en esta pista increíble, saboreando cada curva de cada vuelta. Es un circuito alucinante, ya desde la bajada a la primera curva, para luego ascender inmediatamente después por las 'eses'. Suzuka es, seguramente, mi circuito favorito", avanzó Hamilton para, de inmediato, asegurar que "el equipo ha estado sensacional de nuevo, ha estado fantástico, como en las últimas semanas. Por lo que, si todos seguimos trabajando así, creo que pocos nos podrán detener. Ha sido una desmotración auténtica de nuestra fuerza".

Por detrás del templado paseo del inglés por el trazado nipón Daniel Ricciardo ejecutó la remontada de la fecha. El australiano de Red Bull partía decimoquinto y acabó cuarto. En su camino adelantaría a los españoles Carlos Sainz (Renault) y Fernando Alonso (McLaren), que escalaron hasta los puestos décimo y decimocuarto, respectivamente. El asturiano señaló que "no tuvimos ritmo ni en los entrenamientos, ni en la crono. En la carrera tampoco íbamos volando y es normal que estemos fuera de los puntos. Pero estoy contento de haber acabado y despedirme de este circuito que me encanta, al menos disfrutando y viendo la bandera de cuadros",

La protección de Bottas a su compañero, el inexplicable choque de Magnussen (Hass) contra Lecrerc y la victoria de Sainz sobre Pierre Gasly (Toro Rosso) -que el año que viene pilotará un Red Bull- condecoraron una carrera protagonizada por Vettel y Verstappen, y sus volcánicos carácteres que volvieron a estrellarse dentro y fuera de la pista. El Circuito de las Américas, en Austin (Texas), el de Ciudad de México, el de Brasil o el de Yas Marina de Abu Dabi asistirán a la triunfal marcha del histórico Hamilton.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+
0 comentarios