www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

EMPRESAS

Dia alcanza un acuerdo con Santander y salva la bancarrota

La presidenta del Banco Santander, Ana Botín, este lunes.
Ampliar
La presidenta del Banco Santander, Ana Botín, este lunes. (Foto: EFE)
lunes 20 de mayo de 2019, 19:11h

La cadena española de supermercados DIA se salvó de la quiebra después de que el Banco Santander anunciase este lunes un acuerdo de última hora para refinanciar su deuda con el grupo a cambio de que se revise la forma en que éste pagará su pasivo a bancos y bonistas.

La presidenta del Banco Santander, Ana Botín, explicó que la entidad decidió "apoyar" a DIA después de que su mayor accionista, el inversor ruso Mijaíl Fridman, se hubiera comprometido a trabajar en eliminar la "discriminación" entre los bancos y los bonistas en su plan de rescate.

En un mensaje a través de la red social Twitter, Botín informó así de la existencia de un principio de acuerdo después de semanas de intensas negociaciones sobre el futuro de DIA, una compañía con más de 6.000 tiendas en España (donde están el 57 %), Argentina, Brasil y Portugal.

Fridman exigía llegar a un consenso con toda la banca acreedora para aceptar extender el vencimiento de la deuda de DIA como requisito previo para impulsar una ampliación de capital del grupo que le permita evitar la declaración de bancarrota o la liquidación.

Uno de los escollos en estas negociaciones era el trato a los bonistas, ya que Fridman pretendía utilizar parte de la financiación para pagar a estos y no al resto de acreedores, entre ellos los bancos.

Anteriormente a su anuncio en Twitter, Botín había insistido hoy en que el banco que dirige había tratado de llegar a un acuerdo que fuera bueno para todos.

"Como hemos dicho desde el principio, (con la propuesta planteada por Fridman) los bonistas extranjeros reciben el 100 % y a los bancos españoles les están ofreciendo algo que realmente es muy inferior", señaló Botín en unas declaraciones previas al anuncio del acuerdo.

La sociedad LetterOne -controlada por el magnate ruso- reveló el viernes que había llegado a un consenso con 16 de las 17 entidades financieras acreedoras de DIA para que aceptaran aplazar hasta 2023 el vencimiento de toda la deuda del grupo.

Por ello, sólo faltaba por firmar el Banco Santander, dueño del mayor porcentaje de deuda de DIA con cerca de 300 millones de euros.

DIA se encuentra en plena cuenta atrás para no tener que solicitar el concurso de acreedores (bancarrota), ya que el plazo para recuperar el equilibro patrimonial expira este lunes.

LetterOne, la sociedad a través de la que el magnate ruso controla el 69,76 % de la compañía, requería como condiciones ineludibles para inyectar fondos en el grupo alcanzar un acuerdo con la banca, el éxito de su oferta de compra de acciones -ambos requisitos se han cumplido ya- y contar con mayoría de miembros en el consejo de administración.

Portavoces de Fridman ya avanzaron que para rescatar a la cadena de supermercados, y dado lo exiguo de los plazos, una posibilidad encima de la mesa es inyectar capital a través de un préstamo participativo a devolver posteriormente, una vez ejecutada la ampliación, lo que igualmente resolvería el desfase patrimonial de la empresa.

El acuerdo supone una tabla de salvación para DIA, que tiene 43.000 empleados, más de 3.000 franquiciados y un millar de proveedores.

La compañía, que celebra este año su 50 aniversario, ha vivido en los últimos ocho meses un deterioro progresivo de su posición financiera y un recorte de empleo, hasta que en febrero LetterOne (el máximo accionista) lanzó una oferta pública de adquisición de las acciones que no controlaba del grupo.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+
0 comentarios