www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

EDITORIAL

La frenética campaña que llaman precampaña

martes 08 de octubre de 2019, 12:49h
¿Por qué lo llaman precampaña cuando se trata de una campaña frenética y cara? Como publicamos en El Imparcial, todavía falta un mes para que, oficialmente comience la campaña electoral del 10-N. Pero ni uno solo de los candidatos se dedica a otra cosa que a viajar de punta a punta de la geografía, a dar mítines en locales alquilados, o se van a acariciar unas vacas en la España vacía o son entrevistados en televisión, radio y periódicos varios. No paran de lanzar eslóganes y de gastar dinero. Todo el sacrificio que han hecho para aliviar las arcas públicas consiste en descartar colocar banderolas y caretos de los líderes en todas las farolas y todas las vallas publicitarias. Poco ahorrará el contribuyente, porque ese dinero se lo gastarán en pagar los billetes de avión, del Ave, las habitaciones de hotel o las suculentas cenas. Pero, al menos, nos ahorramos ver sus caras por todas partes.

A pesar del frenesí de los candidatos, tampoco aportan mucho. Todos dicen siempre lo mismo. Pedro Sánchez presiona al PP a Ciudadanos y hasta a Podemos para que desbloqueen, convencido como está que de nuevo ganará el PSOE. Pablo Casado, que anda eufórico por las más que halagüeñas encuestas, se centra en demostrar a los españoles que para la crisis económica que se avecina solo ellos pueden pararla y mantener los buenos datos económicos. El PSOE sería la ruina, dicen. Rivera anda más despistado que nadie. Un día se ofrece al PSOE, al otro reinventa el gobierno de coalición para colarse y se le ve cabizbajo por los malos augurios que le dan las encuestas. Vox sigue tronando sobre las autonomías y la inmigración y Errejón todavía no ha dicho gran cosa. Ha sudado la gota gorda para encontrar candidatos en las circunscripciones, pero ya aparece como el que se va a llevar los votos desencantados del PSOE y de Podemos. Y eso es todo.

Para eso, se fletan todos los días autobuses con militantes, equipados con banderas y pancartas, los candidatos y su extensa cohorte van de aquí para allá sin parar. Dan los mítines de dos en dos. No paran de decir lo mismo y de gastar dinero.

La verdadera campaña electoral debería producirse en los medios de comunicación con debates en todas partes, de todos contra todos o de dos en dos. Pero Pedro Sánchez, que se ve ya vencedor, no quiere arriesgarse a que le zumben. Pueda tropezar y perder votos. Solo ha admitido un debate a cinco en TVE, en su casa. Y así será. De aquí al 10-N tendremos que sufrir y pagar una estruendosa y agitada campaña electoral. Los líderes políticos españoles se han convertido en unos expertos en el marketing, se mueven como pez en el agua en los mítines. Pero gestionar, gobernar y pensar en el bienestar de los españoles lo dejan para cuando ganen unas elecciones. Y lo primero, es ganarlas.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (6)    No(0)

Foro(s) asociado(s) a esta noticia:

  • La frenética campaña que llaman precampaña

    Últimos comentarios de los lectores (1)

    10416 | Pontevedresa - 10/10/2019 @ 00:29:09 (GMT+1)
    La campaña viene de largo, Pedro Sánchez lleva así desde la Moción de Censura usando la Moncloa para hacer campaña a costa de todos los españoles. Su soberbia, esperando que vayan a darle gratis total la Presidencia del Gobierno del Reino de España, y nos bombardea con mentiras, Gobierno progresista ¡para ellos que son los únicos que progresan cuando gobiernan, han desvirtuado la palabra progresista de su contenido. Espero que la bajada del Psoe que se ha iniciado vaya a más porque el que ha cercenado abruptamente la legislatura de Rajoy por un caso de corrupción de su partido de muy poca cuantía, cogiéndose del bracete de lo peor de la política, separatistas, comunistas y hasta Bilduetarras.

  • Normas de uso

    Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

    No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

    La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

    Tu dirección de email no será publicada.

    Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.