www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

FÚTBOL

Zidane y el Real Madrid, ante el enésimo desafío que plantea Gareth Bale

Zidane y el Real Madrid, ante el enésimo desafío que plantea Gareth Bale
Ampliar
martes 29 de octubre de 2019, 19:23h
El jugador ha levantado una nueva polémica al conocerse que viajó a Reino Unido sin permiso de su entrenador y que ha impuesto que se censure la publicación sus partes médicos.

Zinedine Zidane, técnico del Real Madrid, ofreció este martes una rueda de prensa en la que la situación de Gareth Bale fue punto de atención, con una sola cuestión sobre el partido ante el Leganés, y en la que aclaró que no tiene mala relación con el galés y descartó su salida en el próximo mercado invernal.

"Se dicen muchas cosas y nosotros tenemos una buena relación. Es un jugador que está aquí, que se esfuerza, entrena y cuando no está disponible es porque tiene algo y punto. Se habla mucho y de muchas cosas pero al final lo importante es que cuando está listo y al cien por cien sabemos el jugador que es. Cuando no está disponible no lo está y no hay que montar ningún lío. Tenemos una buena relación y está metido en jugar bien para el equipo", manifestó.

Zidane reconoció que él no ha dado permiso para que Bale se marchase a Londres ayer y no acudiese hoy a la ciudad deportiva del Real Madrid, y que fue el club el que lo hizo por "asuntos personales". "Es un tema personal y ha tenido permiso del club, nada más, no hay historia. Se ha ido porque no está disponible pero creo que él nunca habla de marcharse. Está en el Real Madrid, entrena y juega cuando puede", aseguró.

El mensaje de Zidane fue calmado, intentando poner freno a todo lo que se ha desatado con la primera lesión muscular del curso de Bale y a los rumores sobre una salida a China que no se pudo realizar el pasado verano. Aunque el técnico mostró no tener toda la información sobre su viaje a Londres, las personas con las que fue y el momento exacto de su regreso, sí que dejó clara su confianza total en su jugador.

"Creo que vuelve esta tarde", dijo. "Tenía permiso para ayer y hoy, esta tarde estará en Madrid. Yo no sabía con quién fue, Gareth puede estar con quien quiera. Hay que preguntarle a él", dijo cuando le trasladaron que su acompañante era un fisioterapeuta de su confianza. "Él ha hablado con el club directamente porque es un tema personal, luego cada uno tiene su derecho. Yo no puedo decir lo que ha pasado y está pasando, cada jugador tiene su derecho de tener sus cosas personales y ya está. Tiene permiso del club y punto", zanjó.

Lo que sí aclaró Zidane es que no hay nada que se torciese el día del Brujas, cuando Bale y James se quedaron fuera del equipo, e insistió que fue porque no estaban al cien por cien. "Hablé con él y con James el día del Brujas porque los dos no estaban disponibles. No hay más, luego cada uno dice cosas pero no estaban disponibles". Y a diferencia de lo que ocurrió en el verano, cuando Zidane llegó a decir que era mejor si Bale se iba "mañana", mostró su deseo de que el galés permanezca en el Real Madrid.

"En aquel momento se conocía la situación, pero al final Gareth se ha quedado y es mejor para todos. Es verdad que lo de fuera no ayuda, en el sentido de que quieren enfrentarme a él y al final es un jugador importante para esta plantilla, para el club. Lo de que se quiere ir en enero, si no sale, se dirá que se irá en junio. Desgraciadamente, siempre se va a hablar de estas cosas pero está aquí y creo que está contento", opinó.

"No va a llegar una oferta, no pienso en eso porque Gareth es jugador del Real Madrid. Se hablará en enero y luego en junio, pero está aquí de momento, yo estoy contento con él y ya está", añadió. Y llegó a reconocer Zidane que él no está "comiendo un marrón" por dar la cara por Bale. "Es muy simple, ha pedido permiso al club y se lo ha dado porque es un tema personal, luego se puede decir a lo que ha ido a ver pero yo no entro en esas cosas".

Por último, terminó defendiendo al personal del club por encima del deseo de Bale de no publicar partes médicos de sus lesiones. "Este asunto es delicado, cada uno tiene su derecho en decir las cosas o no. Aquí hay gente muy válida que trabaja y creo que las cosas las hacemos con mucho cuidado. Él está contento con la gente del club, no le vi quejarse mucho", sentenció un entrenador cada vez más cansado por la situación del galés, que arrastra desde el mercado estival.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de El Imparcial

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.