www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

EDITORIAL

El riesgo del brexit duro y rápido de Johnson

viernes 13 de diciembre de 2019, 07:26h

Boris Johnson, con su brexit duro y rápido como estandarte, ha logrado una histórica mayoría en las elecciones del Reino Unido al lograr 364 escaños, 66 más de los que tenía el Partido Conservador. Por el contrario, Jeremy Corbyn, con su socialismo de raíz marxista y la promesa de un nuevo referéndum, ha hundido al Partido Laborista al quedarse en 203 asientos y perder 42 en el Parlamento de Westminster, el peor resultado desde 1935.

Con su abrumadora mayoría absoluta, el primer ministro británico tendrá las manos libres para que Gran Bretaña abandone la UE el 31 de enero, pues, además de la gran victoria que ha conseguido, el primer ministro hizo prometer por escrito a todos sus candidatos que aprobarían el texto del brexit que había pactado con Bruselas. Más complejo será negociar los términos de la nueva relación entre Reino Unido y la UE, pues Bruselas, frente al criterio de Johnson, espera que sean los británicos los que paguen la millonaria factura de este tortuoso divorcio.

Las elecciones británicas han sido calificadas como las más importantes de una generación. Los ciudadanos han optado por apoyar ese brexit duro y rápido que defiende Johnson, pero también una economía continuista y liberal frente a la revolución “marxista” de Corbyn, que proponía la celebración de un nuevo referéndum y un programa socialista con nacionalizaciones, espectacular aumento del gasto público y un desorbitado incremento de los impuestos. El radicalismo del líder laborista, que ya ha anunciado que no volverá a ser candidato, ha sido decisivo en la histórica derrota del partido.

Hay que esperar que la salida del Reino Unido de la UE no se convierta en la catástrofe económica anunciada tanto para los británicos como para los europeos. Los términos de la negociación son complejos no solo por el enfrentamiento entre Johnson y los dirigentes europeos sobre la factura del divorcio. La rápida ruptura que impondrá el primer ministro supone todo un riego. Y España puede ser uno de los países más perjudicados por su estrecha relación comercial con Gran Bretaña.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (10)    No(1)

+

0 comentarios