www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

TRIBUNA

Premios

miércoles 29 de abril de 2020, 20:23h

“Un escultor pone su imaginación y su trabajo para fundir en metal un Emblema sencillo y reconocible y materializarlo sobre una peana, pretendiendo con ello simbolizar la inmensa tarea de humanidad, conocimiento e investigación, triunfo, e incluso de dolor y resignación, que acompañan a la persona, Entidad o Fundación, a quienes se entrega.

Es como pedir al niño que vacíe con su concha el mar en un hueco de la arena en la playa y nos lo entregue, pero eso es lo que hacemos.

No debemos subestimar esa figurilla u objeto que pretende alcanzar ese desatino y menos aún a su autor/a, que la más de las veces es ignorado y las menos nombrado como favor.

Con libertad, incluso para equivocarse, imaginamos que la paz es un asunto a resolver por los políticos, la justicia a ser impartida por los jueces, el arrepentimiento inherente a quienes han infligido el terror y el dolor en sus semejantes y el premio por una acción nuestra su tarea. Y no pretendo con ello echar a empujones a otros creadores tal vez más imaginativos, pero si recordar que nuestra mente solo imagina lo que es capaz de ejecutar mientras que el resto no tiene ese cuello de botella mental. Será cosa de vocación.

Si tenemos que hacer un premio al dolor o al perdón, se nos enturbian los ojos cuando escuchamos la primera estrofa de la canción de León Gieco.

- Solo le pido a dios que el dolor no me sea indiferente -
y no somos ni sentimentales, ni poetas.
Nos tiemblan las piernas por los toros y los toreros aunque no seamos taurinos y marcamos pose y gesto para enterarnos.
Palidecemos ante una obra de Valle Inclán interpretada por Espert y nos la imaginamos desnuda ante el vocerío y el silencio.
-Y el valor y el triunfo de quien se lo ha ganado, nos pone la carne de gallina, y nos hace gritar como si hubiésemos participado.
Y hacernos insignificantes en el acto de entrega nos parece una patraña. Así que por favor cuando os lo concedan, recogerlo con ambas manos mirarlo por un instante con cariño y llevároslo al pecho, que seguro que en un rincón de esa Gala hay un escultor/a [email protected]

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (6)    No(0)

+

0 comentarios