www.elimparcial.es
ic_facebookic_twitteric_google

CORONAVIRUS

Italia vive un Primero de Mayo atípico pendiente de su reapertura

Italia vive un Primero de Mayo atípico pendiente de su reapertura
Ampliar
(Foto: EFE)
viernes 01 de mayo de 2020, 18:08h

Italia celebra este viernes el Día de los Trabajadores en un clima atípico debido a la pandemia, a apenas tres días de que inicie la reapertura gradual del tejido productivo del país, que los sindicatos exigen que sea con total seguridad ante el coronavirus.

Los principales sindicatos de Italia, CGIL, CISL y UIL, debían celebrar hoy en Padua (norte) su manifestación anual del Primero de Mayo, pero fue suspendida por las restricciones de movimiento.

Sus respectivos líderes, Maurizio Landini, Annamaria Furlan y Carmelo Barbagallo, participaron en un especial en la RAI para dar ideas para cuando pase la crisis, y sus exigencias se resumen en el lema conjunto "Trabajo en seguridad: para construir el futuro".

Italia, con 205.000 infecciones y 28.000 muertos con coronavirus, emprende el lunes su reapertura gradual y permitirá la reanudación de sectores como la construcción o las manufacturas, lo que pondrá en circulación a 4,5 millones de personas antes confinadas.

Desde el 18 de mayo se reabrirán bibliotecas, museos y tiendas, y el 1 de junio será el turno de bares, restaurantes y peluquerías, siempre con mascarilla y evitando aglomeraciones.

"Se trabajará solo con condiciones de seguridad, de lo contrario se suspende la actividad. Es el momento de la responsabilidad", dijo Landini en el programa especial, para después exigir la aplicación de un protocolo con medidas de seguridad acordado con la patronal.

Las excusas del primer ministro

El Primero de Mayo es un día importante para Italia, un país que en el primer artículo de su Constitución, de 1947, se reconoce como una República Democrática basada en el trabajo.

El primer ministro, Giuseppe Conte, felicitó esta festividad y reconoció que el mundo laboral se está viendo sometido a una "dura prueba" por el virus.

"El Estado, como todos los trabajadores, nunca se vio ante una amenaza sanitaria y económica como esta. En los últimos 50 días hemos tenido que hacer un esfuerzo económico equivalente a los Presupuestos de dos o tres años", explicó en Facebook.

Conte se excusó porque algunas ayudas no están llegando a tiempo a los autónomos, pequeñas empresas o familias: "Pido perdón en nombre del Gobierno y os aseguro que seguiremos presionando para que los pagos y las financiaciones se completen lo antes posible", dijo.

"Vuestras peticiones, rabia y angustia no caen en el vacío, no son palabras al viento. Son el aire que empuja más fuerte la acción del Gobierno", concluyó.

Nueva medida para el mundo del trabajo

La ministra de Empleo, Nunzia Catalfo, estudia más disposiciones para amortiguar el efecto de la pandemia en el mercado laboral, algo que cree que funciona ya que la tasa de paro en marzo bajó al 8,4 % frente al 9,3 de febrero, de acuerdo al Instituto de Estadística.

"Los datos de marzo confirman que el empleo en ese mes se ha mantenido y no ha habido despidos, también gracias al primer decreto de apoyo a la renta", defendió en una entrevista a "La Repubblica".

Su idea es extender otros tres meses la prohibición de despedir a causa del impacto del coronavirus, en vigor desde el 23 de febrero, y aumentar el fondo de expedientes de regulación temporal de empleo.

También pretende atender a asistentes o cuidadores, contratados a menudo por varias familias y que ahora ven disminuir su renta por el confinamiento. Aquellos que pierdan más del 25 % de sus horas laborales se le ayudará con un bono mensual entre 400 y 600 euros.

Un concertone diferente por el virus

Uno de los platos fuertes del Primero de Mayo en Italia es el concierto que los sindicatos organizan desde 1990 en la plaza romana de San Giovanni, tradicional feudo de la izquierda y que hoy aparece completamente vacía.

Este año no tendrá lugar en vivo a causa del confinamiento y la petición de evitar aglomeraciones, pero eso no evitará que se celebre y las estrellas amenizarán la jornada con conciertos televisados y sin público desde varios puntos del país.

El encargado de abrir el recital será el rockero Vasco Rossy, y le seguirán Gianna Nannini desde la Terraza Martini de Milán, Zucchero desde su casa en la Toscana, y artistas internacionales como Patti Smith o Sting, desde su estudio de Londres, entre otros.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios